Comparte esta noticia

¿Qué puede esperar la Farmacia de las elecciones del 20 de diciembre?

CARLOS ARGANDA  |    01.12.2015 - 13:24

La farmacia se juega mucho en las próximas elecciones generales. Más allá de la política del medicamento, de la fijación en los precios o la ampliación de la cartera de Servicios del SNS, que pueden influir directamente en su sostenibilidad; el Ministerio de Sanidad tiene en su mano defender o no el modelo actual de farmacia y, por tanto, hacer posible la existencia de farmacias comunitarias como las conocemos actualmente, o no.

Los ataques al modelo a la búsqueda de su liberalización van a seguir llegando. Bien desde dentro, con la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC), que sigue empeñada en liberalizar al máximo el sector, bien desde la Unión Europea, donde grandes lobbies están esperando su oportunidad. Por eso, que el partido o partidos que resulten responsables del Gobierno de España a partir del 20 de diciembre tengan clara o no su postura en relación a este asunto, puede resultar crucial para el futuro de la farmacia comunitaria tal y como la conocemos.

Diariofarma ha hecho un análisis de los programas electorales en relación a la farmacia (ver en pdf) con el objetivo de mostrar de forma ordenada a los lectores qué dice cada partido en relación a los asuntos que le preocupan al sector farmacéutico, en general y a la farmacia comunitaria en particular.

 

Apoyo al modelo de farmacia

De las cuatro grandes formaciones que parece que tendrán posibilidades de Gobierno o al menos de influir en el mismo (Partido Popular, PSOE, Ciudadanos y Podemos), solo el partido de Pablo Iglesias omite en su programa referencia alguna al modelo de Farmacia. El resto, empezando por el PSOE o el PP hacen explícito su apoyo al modelo actual y Ciudadanos, lejos de proponer un cambio, como había hecho anteriormente, realiza una apuesta por la farmacia comunitaria asistencial en la que pugna con el PP a la vista de su profundidad y detalle. Podemos, aunque no incluye mención alguna en el programa, se ha mostrado dispuesto a abrir debates en este ámbito, como en la cuestión de ordenación, aunque no ha especificado mucho hacia dónde quiere ir.

Los programas más extensos para el ámbito farmacéutico comunitario son los del PP y Ciudadanos, que no parecen dispuestos a dejar escapar ni uno de los más de 22.000 votos de farmacéuticos titulares, ni de sus allegados. El PSOE, por su parte, más comedido en este aspecto, solo dedica a la farmacia uno de sus puntos del programa electoral, exponiendo que ampliará “posibilidad de que las farmacias participen en programas preventivos y de salud pública potenciando la actual colaboración del sector con él SNS”. El programa del partido naranja muestra su visión del farmacéutico en once puntos, mientras que el partido de Mariano Rajoy dedica seis a esta profesión. Ambos programas van en la línea de aportar mayor capacitación y actividad al farmacéutico, avanzando en su integración en el SNS y la colaboración con otros profesionales y el fomento de los Servicios Profesionales Farmacéuticos (SPF) que, en el caso de Ciudadanos, se propone que sean financiados mediante un sistema de retribución mixto basado en margen profesional más margen de producto.

banner-newsletter-bajo-noticia2

Además, ambos partidos ven con buenos ojos la participación del farmacéutico en la atención del paciente crónico dependiente y “como elemento fundamental del nuevo Espacio Sociosanitario”, explica el PP. Por su parte, Ciudadanos explica que estimulará que las farmacias comunitarias “presten servicios a residencias y a los hogares de los pacientes, siguiendo un modelo presente en otros estados europeos”. Aunque el PSOE no hace referencia a este asunto en su programa electoral, el nuevo modelo de atención sanitaria que promete el partido de Pedro Sánchez, tiene que contar con todas las estructuras de primaria, como las farmacias comunitarias, para avanzar en el mismo, tal y como explicó el responsable del programa sanitario socialista, Rafael Bengoa, en una entrevista con Diariofarma. Bengoa, además, es partidario de financiar los servicios que sean eficientes para el sistema, mientras que desde Podemos no se oponen a avanzar en la financiación, siempre que el servicio sea universal y que haya transparencia, aunque eso sí, consideran necesario contar con el farmacéutico al ser el agente sanitario más próximo a una amplia parte de la población.

PP y Ciudadanos también coinciden a la hora de aportar al farmacéutico de las herramientas adecuadas para desarrollar su trabajo y, en este sentido, proponen avanzar en el acceso a la historia clínica, con las limitaciones oportunas en materia de protección de datos. Por su parte, Podemos deja la cuestión a un debate posterior y alcanzar acuerdos con otros profesionales, tal y como explicó la coordinadora Estatal de Sanidad de la formación, Ana Castaño, a Diariofarma.

 

Más financiación

La financiación es otras de las piedras angulares de los programas sanitarios. Mientras que Podemos propone una financiación adicional para el SNS de 8.000 millones de euros, el PSOE se ha comprometido a llevar el gasto público en sanidad hasta el 7% del PIB en dos legislaturas. Por su parte, Ciudadanos quiere homogeneizar la financiación per cápita de la Sanidad para evitar las diferencias abismales que existen actualmente y el PP, no propone una mayor financiación de la Sanidad, aunque sí una revisión del modelo de financiación de las comunidades autónomas. Cabe recordar que el gasto actual en Sanidad asciende al 5,9% del PIB y el Gobierno se ha comprometido con Bruselas en dejarlo en el 5,3% de la riqueza del país para 2018.

En relación a la actualización del copago farmacéutico realizada por el Real Decreto-ley 16/2012, los partidos de izquierdas son muy claros. Derogarán esa regulación y, con ella, el copago. Ciudadanos por su parte explica que no instaurarán nuevos copagos y el PP alerta de la marcha atrás en la sostenibilidad si se empiezan a remover algunas de las medidas puestas en marcha en estos años.

Todos los partidos abogan por tener en cuenta la salud en todas las políticas de modo que se analice el impacto que tendrán sobre el bienestar de los ciudadanos, aunque no todos apuestan por concretar que la salud es un derecho fundamental y, como tal, recogerlo en la Constitución. Todos los partidos, excepto el PP, abogan explicitamente por realizar ese cambio en la carta magna

Por último, todos los partidos también coinciden en la necesidad de incrementar el papel del Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud (CISNS). Desde Podemos, que abogaría por hacerlo vía constitucional, hasta cualquiera de los otros tres partidos que consideran necesario incrementar su papel coordinador de políticas para evitar diferencias de equidad entre comunidades autónomas.

lineagris-494

Comentarios

1 Comentario on "¿Qué puede esperar la Farmacia de las elecciones del 20 de diciembre?"

avatar
Jesus
Jesus

¿Quienes han declarado estar de acuerdo con la subasta farmaceutica?

wpDiscuz