Comparte esta noticia

Los centros públicos de I+D y Farmaindustria buscan oportunidades compartidas

DIARIOFARMA  |    20.07.2016 - 19:46

Con el objetivo de fortalecer la colaboración público-privada en la investigación de excelencia, el Ministerio de Economía, Innovación y Competitividad, a través de la Secretaría de Estado de Investigación, Desarrollo e Innovación, y Farmaindustria han celebrado una jornada de colaboración y búsqueda de nuevas oportunidades en el ámbito de la I+D+i.

La jornada, presidida por Carmen Vela, secretaria de Estado de Investigación, Desarrollo e Innovación, y por Antoni Esteve, presidente de Farmaindustria, ha reunido a representantes de los 23 centros de excelencia Severo Ochoa y las unidades de excelencia María de Maeztu, con miembros destacados de varias decenas de compañías farmacéuticas interesados en explorar colaboraciones con estas instituciones públicas de investigación.

Vela ha destacado el importante papel que desempeñan tanto la industria farmacéutica como los centros y unidades ‘Severo Ochoa’ y ‘María de Maeztu’ para el sistema de ciencia, tecnología e innovación: “Farmaindustria y los centros de excelencia pueden encontrar muchos intereses en común y trabajar juntos para recorrer el camino completo de la I+D+i; desde la generación de la idea hasta su comercialización en el mercado. Uno de los principales objetivos de la Secretaría de Estado es potenciar la colaboración público-privada y sin duda esta jornada puede ser muy positiva para impulsarla”.

El presidente de Farmaindustria, Antoni Esteve, ha destacado el alto nivel de los centros de investigación españoles, y ha subrayado la necesidad que la industria farmacéutica tiene de ellos. "Estamos comprometidos con colaborar con este esfuerzo que hace España desde el ámbito público y contribuir desde las empresas a reforzar el círculo virtuoso del fortalecimiento de la capacidad investigadora, del que nos beneficiamos todos y el conjunto del país".

Durante el encuentro, los responsables de diez de estos centros y unidades, como el Centro Nacional de Investigaciones Oncológicas (CNIO), el de Investigaciones Cardiovasculares (CNIC) o el Instituto de Investigación Biomédica de Cataluña, han expuesto las oportunidades potenciales que observan de colaboración con los laboratorios.

banner-newsletter-bajo-noticia2

La jornada ha permitido ahondar en la oportunidad que para el ámbito biosanitario en particular y para España en general supone potenciar la colaboración público-privada, merced a ese alto nivel de los centros de investigación y a los proyectos de envergadura internacional que lideran las compañías farmacéuticas.

En este sentido, tanto los Severo Ochoa como las María de Maeztu son seleccionados por su trayectoria en los últimos cinco años y sus programas estratégicos tras una rigurosa evaluación en la que participan cerca de 115 investigadores internacionales de primer nivel y reconocido prestigio en sus respectivos ámbitos. Así se garantiza la calidad, el nivel de excelencia y el impacto en la investigación que desarrollan.

 

Cooperación Farma-Biotech

Farmaindustria, a través del Programa de Cooperación Farma-Biotech, vigente desde 2011 dentro del marco de la Plataforma Tecnológica Española de Medicamentos Innovadores, pretende facilitar la información necesaria e impulsar potenciales acuerdos de cooperación entre compañías farmacéuticas, pequeñas empresas biotecnológicas españolas y centros de investigación.

El interés de la industria farmacéutica por encontrar nuevos fármacos y hacerlo de una forma eficiente económicamente ha favorecido la búsqueda de estas colaboraciones entre el sector industrial y centros de investigación. Buena muestra de ese espíritu es el hecho de que el 41% de los 1.004 millones de euros que los laboratorios invirtieron en actividades de I+D en 2015 se dedicaron a colaboración con entidades externas, lo que se conoce como investigación extramuros, y la mayor parte de estas colaboraciones se han realizado con centros públicos de investigación. Así, la industria farmacéutica se ha convertido en el mayor dinamizador de la investigación biomédica pública. Y no se trata sólo de recursos económicos; esta colaboración lleva aparejado también un gran flujo de conocimiento de valor incalculable.

El programa Farma-Biotech pretende aprovechar lo mejor posible los resultados de las investigaciones realizadas en centros de investigación y hospitales. Los objetivos del proyecto pasan por reconocer qué necesidades reales existen y buscar y ofrecer la información adecuada, así como generar el clima de confianza imprescindible para una cooperación eficaz y realista.

 

lineagris-494

Comentarios

Aún no hay comentarios, sé el primero en comentar!

avatar
wpDiscuz