Comparte esta noticia

¿Cuál es el perfil del incumplidor?

BELÉN DIEGO  |    07.11.2016 - 23:59

gente-en-la-calle

Aunque los factores de riesgo de falta de adherencia se acumulan con la edad, ésta no se considera un riesgo en sí misma, según una reciente evaluación del perfil de incumplidores en varios países europeos.

El estudio, publicado en Aging and Disease y recogido en la última edición del boletín GeCoFarma de CatSalut, indica que hay múltiples factores de riesgo para la falta de adherencia, algunos relacionados con el propio paciente (conocimiento insuficiente sobre la enfermedad, falta de apoyo social, enfermedad mental), otros con su médico (prescripción de regímenes terapéuticos complejos, problemas en la comunicación) y algunos propios del sistema sanitario (acceso limitado a los servicios de salud).

Según indican los autores, es la combinación de variables la que determina ese riesgo, que aun sin estar directamente relacionado con la edad sí es mayor en este segmento de población porque los factores de riesgo se acumulan con la edad.

En su análisis registraron una media de dificultad para tomar adecuadamente la medicación de 2,1%. La tasa más elevada era la de España (5,7%) y la menor la de Suiza (0,6%). Si se tienen en cuenta únicamente los mayores de 65 años, el valor medio de todos los países (Austria, Bélgica, República Checa, Dinamarca, Estonia, Francia, Alemania, Hungría, Italia, Holanda, Polonia, Portugal, Eslovenia, España, Suecia y Suiza) es 3,7%; 8,9% en nuestro país.

Los datos se obtuvieron de la base de datos del sondeo SHARE, que recoge información de muestras nacionales representativas de un total de 20 países europeos más Israel. La muestra para el análisis de factores de riesgo de incumplimiento en 16 países fue de 58.124 individuos.

 

Tres millones y medio

Dado que el número de mayores de 65 años en Europa era de algo más de 93 millones de personas en 2013, los autores calculan que las personas que experimentan dificultades a la hora de tomar la medicación estará cerca de los 3 millones y medio de pacientes.

Variables independientes asociadas a ese riesgo fueron la edad avanzada, la ausencia de actividad física, limitaciones en la motricidad fina, falta de apreciación del “sentido de la vida”, pérdidas de memoria y concentración. Estas variables fueron relevantes en todas las poblaciones estudiadas.

Las intervenciones orientadas a optimizar la adherencia terapéutica tendrán que considerar esos factores múltiples para ser eficaces, sugieren los investigadores.

 

Desánimo vital

Hay precedentes en la bibliografía sobre la relación entre la percepción del sentido de la vida, el estado de salud y la mortalidad. No obstante, escasean las evidencias sobre su vinculación con la adherencia terapéutica, reflexionan los investigadores.

La variable en cuestión forma parte de una serie de preguntas incluidas en el cuestionario para valorar el estado de ánimo de los pacientes. Entre ellas estaban el optimismo de cara al futuro y la satisfacción con la vida en general. La variable “sentido de la vida” se elaboró a partir de la pregunta: “¿Con cuánta frecuencia piensa que la vida tiene sentido?”, a la cual los pacientes podían responder “muchas veces”, “algunas veces”, “rara vez” o “nunca”.

Ya que este trabajo documenta la relación entre el cumplimiento y la idea de que la vida tiene sentido, los autores sugieren que una percepción positiva del sentido de la vida funciona como motivación para mantener una mejor salud física y mental.

Las personas menos motivadas son menos propensas a realizar actividades que benefician su salud. Otra posible explicación es que el desánimo en cuanto al sentido de la vida esté provocado por una salud deteriorada, que a su vez repercute en el incumplimiento. En cualquier caso –plantean- es un aspecto poco estudiado sobre el cual será necesario indagar.

banner-newsletter-bajo-noticia2

lineagris-494

Comentarios

Aún no hay comentarios, sé el primero en comentar!

avatar
wpDiscuz