Comparte esta noticia

‘#unboticarioentuvida’, paradigma del farmacéutico promotor de salud

Imagen de uno de los talleres de Ishoo Budhrani, fundador de #unboticarioentuvida.

FRAN ROSA  |    15.11.2016 - 12:15

"Un farmacéutico, además de tener algunas dotes del psicólogo, es decir, saber escuchar, tiene la oportunidad de educar a la población en salud y en el manejo de medicamentos. A mí esto me gusta y me permite desarrollar mi vocación sanitaria", así explica Ishoo Budhrani, licenciado en Farmacia y boticario de profesión, la puesta en marcha del proyecto #unboticarioentuvida, del que es fundador y con el que pretende convertirse en un profesional de referencia para satisfacer las necesidades informativas y formativas de los pacientes por una vía multicanal.

Y es que, el proyecto tiene diversas patas. Por un lado, Budhrani quiere llegar a ser un buen blogger, un youtuber reconocido, ofreciendo consejo farmacéutico y sobre salud a través de las redes sociales. En este sentido, y tras rastrear la red, opina que hay espacio para el desarrollo de esta actividad, ya que, dice, "se ven muchos canales de Youtube centrados en campos como la moda o los viajes, pero no se ve a muchos farmacéuticos utilizando esta vía para comunicarse con el paciente". De ahí que planee la creación de un canal propio próximamente.

En cuanto al resto de redes sociales, ya tiene presencia en Twitter, Instagram o Facebook, canales a través de los que trata de aportar "soluciones a las preguntas que me encuentro en el día a día en el trabajo detrás del mostrador, así como las que me envía la gente con la que interactúo". Pone como ejemplo la medición de los valores de glucosa y de tensión, a la que acompaña de consejo e información básica. "La idea es ofrecer información útil para personas a pie de calle", explica.

 

Talleres presenciales

Pero más allá de toda la actividad generada y por generar en el entorno virtual, este farmacéutico está muy centrado en la realización de talleres presenciales para ilustrar a pacientes y otros profesionales sobre el uso correcto de los medicamentos. Hasta ahora, ha ido de la mano de Cruz Roja, organización con la que ya ha organizado sesiones sobre el manejo de inhaladores. Le siguen otros temas como la diabetes, o el uso racional del medicamento. "Éste ha tenido buena acogida y ya vamos a por la cuarta sesión", apunta, y explica que, además de pacientes, a estos cursos asisten los propios voluntarios de la Cruz Roja. Dado su gusto por la conversación y su interés por cómo viven pacientes y profesionales la enfermedad, en ocasiones, matiza, "no se llega a producir la ponencia, sino que estos talleres terminan convirtiéndose en una mesa redonda hablando con ellos sobre su patología".

A principios de año, también comenzará con un ciclo de cursos tras alcanzar un acuerdo con la Universidad de Laguna, y quiere establecer relación con asociaciones y colegios profesionales para fomentar la salud y el buen uso de los medicamentos en la población. Otros temas que abordará estarán relacionados con el uso de vacunas, la salud de la mujer, los problemas cardiacos y las enfermedades de transmisión sexual.

"Para mí toda esta actividad que realizo es un guiño a una profesión que me parece muy digna. Pienso que, gracias a la formación tan exhaustiva que recibimos, podemos ayudar a mejorar la salud de las personas. Por eso creo que todas las personas tienen derecho a tener un boticario en su vida. Me sentiría satisfecho si consiguiera que la gente que participa en el taller dijera: 'El farmacéutico me ayuda con mi salud'. También es un guiño para que la gente estudie esta profesión", culmina.

banner-newsletter-bajo-noticia2

lineagris-494

cabecera_farmacia_asistencial_small

Comentarios

Aún no hay comentarios, sé el primero en comentar!

avatar
wpDiscuz