Comparte esta noticia

Pacientes denuncian lagunas en las políticas europeas frente a la hepatitis

BELÉN DIEGO  |    05.01.2017 - 10:50

La Asociación Europea de Pacientes Hepáticos (ELPA) divulga los resultados de un informe que da fe de graves problemas de acceso a los antivirales de acción directa para tratar las hepatitis C y B, entre otras lagunas en las políticas para combatir estas enfermedades.

Durante la presentación del informe en Berlín, Achim Kautz, miembro de la asociación, decía que menos del 20% de los pacientes con diagnóstico de hepatitis B y C en Europa recibirán tratamiento debido a la falta de eficacia de las intervenciones diseñadas para combatir las infecciones.

“Los obstáculos para acceder al tratamiento son variados en los países europeos, y ponen de manifiesto la necesidad de diseñar estrategias nacionales, asignar recursos y aplicar políticas de forma adecuada”, declaró.

El informe 2016 Hep-CORE 2016, indica que el 52% de los países analizados (de un total de 27, entre los cuales está España) carecen de estrategias nacionales para abordar la hepatitis B o C, a pesar de la resolución de la Asamblea Mundial de la Salud de la Organización Mundial de la Salud (OMS) que insta a todos los estados a poner en marcha iniciativas de este tipo.

Solo en tres de estos países (Francia, Holanda y Portugal, según las asociaciones de pacientes) hay acceso sin restricciones a los nuevos medicamentos para tratar la hepatitis C, de acuerdo con el documento.

El informe Hep-CORE ha sido coordinado por Jeffrey V. Lazarus del Instituto de Salud Global de Barcelona (ISGlobal), de la Universidad de Barcelona. Según Lazarus, “2016 ha representado un punto de inflexión en el ámbito de la hepatitis vírica gracias a la adopción de la primera ‘Estrategia mundial del sector de la salud contra las hepatitis víricas’ de la OMS. La región europea puede y debería tomar la delantera al implantarla. Los resultados de Hep- CORE actúan como un análisis sin precedentes de las lagunas a nivel regional y nacional y demuestran claramente dónde se encuentran las políticas deficientes y, por defecto, qué medidas será necesario adoptar".

 

17 países sin registros

A pesar de que existe una necesidad urgente de hacer una extensa supervisión y vigilancia de la enfermedad, este estudio ha detectado que 17 de los países estudiados (el 63%) no tienen ningún registro nacional del virus de la hepatitis B (VHB) y 15 de ellos (el 56%) carecen de registro nacional de casos de hepatitis C (VHC).

El acceso básico a centros de salud para el análisis y detección resulta vital para los pacientes, especialmente aquellos que pertenecen a grupos de alto riesgo tales como consumidores de drogas inyectables o presos, según el documento. No obstante, los grupos de pacientes de 10 países (el 37%) indicaron que no existen centros de de este tipo para la población.

Consideran particularmente alarmante el hecho de que grupos de pacientes de 12 de los países (el 44%) indicaran que no existen centros que proporcionen estos servicios para la población de alto riesgo, exceptuando los hospitales.

 

Datos proporcionados por los especialistas

En el diseño del informe Hep-CORE, los datos los han aportado especialistas locales de cada país. Además, el equipo de investigación pidió a un grupo de pacientes en cada uno de lo 27 países miembros de la ELPA que completara una encuesta sobre diferentes aspectos relacionados con VHB y VHC: la respuesta global del país, la concienciación y el compromiso del público, la vigilancia de la enfermedad y la recopilación de datos, la prevención, las pruebas y el diagnóstico, la evaluación clínica y el tratamiento. Otro apartado de la encuesta incluía una serie de preguntas orientadas a la comprensión de la prevención de la hepatitis en cada país.

"Es completamente inaceptable que la hepatitis se siga abordando de manera tan deficiente en Europa. Existen excelentes posibilidades de prevención y tratamiento, se dispone de estrategias bien elaboradas, y tenemos numerosas iniciativas internacionales, especialmente de la OMS", explicaba Tatjana Reic, Presidenta de la ELPA. "Espero que este estudio cambie el paisaje de la supervisión de las políticas para afrontar la hepatitis vírica a nivel regional e incluso mundial”.

Disponer de datos de referencia sobre la transmisión y el desarrollo de la infección es un requisito previo para la eliminación de enfermedades infecciosas como la hepatitis. En Europa, los datos disponibles son claramente insuficientes e, incluso en los mejores escenarios, evaluados de forma deficiente, lamentan los autores. “Lo que sí sabemos es que cada año mueren 171.000 personas por causas relacionadas con la hepatitis viral (aproximadamente el 2% de la totalidad de muertes que se producen anualmente)”, escriben. Esto se traduce en más de 400 muertes diarias por culpa de la hepatitis, añaden.

"La reducción a cero de la incidencia de la hepatitis C en grupos de riesgo definidos es posible en los próximos años. Para este fin necesitamos una vigilancia rigurosa de VHC en todos los países europeos, unos programas de detección eficaces, una mayor aceptación de los tratamientos con terapias altamente eficaces y una estrecha colaboración entre las partes interesadas", ha destacado al respecto Massimo Colombo de la Universidad de Milán, de la EASL (Asociación Europea para el Estudio del Hígado).

banner-newsletter-bajo-noticia2

lineagris-494

Comentarios

Aún no hay comentarios, sé el primero en comentar!

avatar
wpDiscuz