Comparte esta noticia

UGT, FEFE y Fenofar firman el XXV Convenio, que podría ser impugnado

Acto de la firma del XXV Convenio Colectivo de Oficina de Farmacia con Alexia Lario (Fenofar), Gracia Álvarez (UGT) y José Luis Rodríguez Dacal (FEFE)

Acto de la firma del XXV Convenio Colectivo de Oficina de Farmacia con Alexia Lario (Fenofar), Gracia Álvarez (UGT) y José Luis Rodríguez Dacal (FEFE)

FRAN ROSA  |    19.01.2017 - 11:27

Todos ganan, todos ceden, en aras de la estabilidad laboral. Así se resumiría la valoración de UGT, FEFE y Fenofar tras la firma del XXV Convenio de Farmacia, que tendrá que pasar por la Dirección General de Empleo para, si no se detecta ninguna necesidad de corrección, pasar después al Boletín Oficial del Estado (BOE). Aunque precisamente ese día, el de su publicación oficial, se abre la veda para que CCOO, UTF y Fetrafa, sindicatos que no han participado en la mesa negociadora tras ausentarse de su constitución por discrepancias con la representación que proponía UGT, puedan impugnar un documento del que no han sido partícipes.

El primero en intervenir tras la firma fue José Luis Rodríguez Dacal, presidente de FEFE, que destacó el hecho de que, por primera vez en muchos años, se haya conseguido un acuerdo antes de que el Convenio XIV entrara en ultra actividad. En su opinión, lo principal era "aportar estabilidad" a los titulares de farmacias y a sus empleados, algo que, en su opinión, se consigue con la firma del nuevo documento, que estará vigente hasta el 31 de diciembre de 2019. Así, según Rodríguez Dacal, el convenio traerá la siempre deseada "paz social", y, en este sentido, consideró que el sindicato será de eficacia general "salvo que algún sindicato nos lleve a juicio y en él se determine otra cosa". Gracia Álvarez, secretaria de Sanidad de UGT, mostró también algunas dudas sobre la aceptación por parte de CCOO, UTF y Fetrafa del presente convenio, abriéndose a la posibilidad de que el XXV Convenio sea impugnado.

Extracto-de-las-tablas-salariales-del-nuevo-convenio-de-Oficina-de-farmacia,-comparado-con-el-anterior

A la espera de que esta situación se confirme, FEFE y Fenofar reconocieron que para llegar al acuerdo han tenido que ceder, "principalmente en la cuestión económica", refiriéndose al incremento salarial del 5% acordado para los próximos tres años (2% en 2017 y 1,5% en 2018 y 2019). Un incremento que, en opinión de Rodríguez Dacal, "podría ser suscrito por cualquiera", refiriéndose a los no presentes. Como era de suponer, Álvarez señalaba la subida de sueldos como el principal logro, consiguiendo que 2% que implicaba la ultra actividad se incluya en el convenio, lo que permite "que los trabajadores lo cobren sin la necesidad de reclamar en los tribunales".

En este punto, Alexia Lario, presidenta de Fenofar, reconoció que, pese a la postura "más agresiva" mostrada por su organización, que proponía una subida del 0% de los salarios, el acuerdo alcanzado es "satisfactorio", entre otras cosas porque ha llegado antes del pago de las nóminas de enero y por la "estabilidad" que aporta a un sector que, en todo caso, "sigue a expensas de las ocurrencias de los gobiernos autonómicos".

Aumento de la jornada

Frente a la cesión en los salarios, los representantes de la bancada patronal han ganado en lo que respecta a la duración de la jornada laboral. Para Rodríguez Dacal, este punto era importante, ya que, señaló, "este incremento nos aproxima a la cobertura del horario mínimo" de apertura de las farmacias. Álvarez asume la pérdida en este terreno como un mal menor, y relativiza su impacto haciendo referencia a la subida de horas en el convenio anterior, que triplicaba el incremento, de 7 horas, introducido en el actual.

En lo que respecta al resto de novedades incluidas en el XXV Convenio, destaca, como ya señaló este periódico, la realización de un Estudio del Sector por las partes firmantes para analizar la empleabilidad de las situaciones derivadas  la atención a depósitos de medicamentos, centros sociosanitarios y farmacia asistencial. En este punto, fue Lario quien hizo referencia a la posibilidad de que haya que "cubrir necesidades que no se cubren con el convenio, teniendo en cuenta que la farmacia es una empresa que va cambiando y sus necesidades en material laboral también", sin precisar si se estaba estudiando la contratación de perfiles profesionales más allá del farmacéutico o el técnico de farmacia.

Sobre la ausencia de los demás sindicatos, Álvarez señaló que se les ofreció, hasta el último momento, "la participación en condiciones de paridad", aunque, señaló, "siempre rechazaron nuestra propuesta". Luis de Palacio, secretario de FEFE, precisó en este punto que los que se ausentaron han quedado retratados, y puso como ejemplo la presencia de Fenofar, pese a ser parte minoritaria de la bancada patronal. Por su parte, Rodríguez Dacal admitió que seguramente se haya perdido algo de riqueza en el debate, ya que éste "siempre es mejor cuando incluye más puntos de vista", pero insistió en que, en su opinión, "los resultados de este convenio los podría suscribir cualquiera".

banner-newsletter-bajo-noticia2

lineagris-494

Comentarios

Aún no hay comentarios, sé el primero en comentar!

avatar
wpDiscuz