Comparte esta noticia

Olmesartan e ivabradina sufrirán una doble bajada de precios en un año

Reducciones consecutivas de precios por la aplicación de los distintos sistemas que se aplican tras lanzar el EFG

CARLOS ARGANDA  |    27.04.2017 - 20:06

La aplicación de los diferentes mecanismos de reducción de precios tras la aparición de los medicamentos genéricos deteriora los precios de los medicamentos de manera muy importante, especialmente en los primeros dos años desde la aparición de los equivalentes. Las bajadas se sitúan, de forma habitual y en muy poco tiempo, en más del 50% o 60% del precio inicial.

Cuando aparece el primer medicamento genérico tras la pérdida de patente del medicamento original el precio de los mismos se reduce en un 40% con respecto a la marca. Esa reducción se aplica a todos los medicamentos lanzados y se traslada a todas las presentaciones incluidas en cada agrupación homogénea, que define la vía de administración, dosificación y número de dosis.

Pero esa reducción del 40% no es suficiente ya que cuando, una vez al año, se revisan los precios de referencia, calculados como el coste/tratamiento/día menor, da lugar a un nuevo recálculo de los precios, especialmente en las presentaciones de menores dosificaciones ya que los precios iniciales otorgados por el Ministerio de Sanidad a los medicamentos no son, en muchos casos, directamente proporcionales a las dosificaciones de las distintas presentaciones, algo que en el sistema de precios de referencia se obliga. Esta situación se ha visto de forma continua en los últimos años.

Un caso paradigmático fue la atorvastatina que deterioró su precio en muy poco tiempo debido a esta causa que define un precio que no tiene en cuenta los costes fijos de producción de un medicamento como los materiales de acondicionamiento,  los servicios de calidad, el tiempo invertido, el personal necesario para todo el proceso o la distribución, que son independientes del número de dosis o la dosificación de cada presentación.

De este modo, en un año, desde abril de 2016, medicamentos como los olmesartan 10mg 28 c; olmesartan/hidroclorotiazida 20/25mg 28 c o ivabradina 5mg 56 comprimidos han sufrido una primera reducción de sus precios en la cuantía del 40% y, cuando se apliquen los precios de referencia tendrán una nueva reducción de sus precios en cifras que van del 30 al 60% adicional, lo que eleva la reducción total en un año a cifras que alcanza el 77%.

Un ejemplo es la presentación de 10mg 28 comprimidos de Openvas. En 2016 este medicamento tenía como precio 22,28 euros. Tras el lanzamiento de los genéricos, hace un par de meses, en febrero, se aplicó una reducción del 40% de su precio, por lo que se situó en 13,36 euros, al igual que los genéricos lanzados. Ahora, cuando se aplique la orden de precios de referencia y por aplicación del coste/tratamiento/día menor, calculado en función del coste por dosis diaria definida (DDD) para la presentación que hace de referencia, la de 40mg 28 comprimidos, se aplicará una nueva bajada de precios que supondrá un 62% adicional, hasta 5,04 euros. Es decir, en poco más de seis meses cuando se aplique la OPR, el precio de esta presentación habrá pasado de 22,28 euros a 5,04 perdiendo un 77% de su precio.

Un caso similar será el de Procoralan 5 mg 56 comprimidos, cuyos genéricos se lanzaron en enero. Este medicamento tenía en 2016 un precio de 70,4 euros, que por la entrada de los genéricos y la reducción del 40% de precio se situó en 42,24 euros. Ahora, por la aplicación de la OPR se reducirá el mismo en un 32% adicional, hasta los 28,85 euros, lo que supondría una reducción acumulada del 59%.

banner-newsletter-bajo-noticia2

lineagris-494

Comentarios

Aún no hay comentarios, sé el primero en comentar!

avatar
wpDiscuz