Comparte esta noticia

López-Arias se defiende y dice que Güenechea tiene deudas con Cofares

Imagen de la rueda de prensa de José Antonio López-Arias y los miembros de su candidatura.

FRAN ROSA  |    18.05.2017 - 14:40

José Antonio López-Arias, líder de la candidatura ‘Primero el socio’ para la elección de nuevo Consejo Rector en Cofares, ha presentado en rueda de prensa la documentación que, a su juicio, acredita su desvinculación total de Farmazul desde el pasado 24 abril, la cual ha sido ya remitida ya a la Junta Electoral para que ésta reconsidere su decisión de invalidar su lista por supuestas incompatibilidades. En el mismo escrito, además, solicita la impugnación de la candidatura de Juan Ignacio Güenechea, por ser éste “administrador de tres sociedades relacionadas con la compra-venta de productos cosméticos y dietéticos y por tener deudas con la cooperativa que oscilan entre los 500.000-1.000.000 de euros”.

Durante su discurso, y para defender la validez de su candidatura, López-Arias ha recordado que solicitó ante notario la desvinculación total de Farmazul, de la que era vicepresidente y consejero a través de su empresa Consultoría de Farmacia Medicina y Salud S.L., vendiendo las participaciones a sus hermanos. “Ese mismo día me retiraron los poderes ordinarios, que no de administración”, explica, y señala que para que ese proceso termine de producirse hay que realizar “un pago de tasas, un registro, que lleva su tiempo” hasta que queda del todo formalizado.

Para él y los miembros de su candidatura, el haber manifestado el expreso deseo de cesar en todas esas actividades el pasado 24 de abril, dos días antes de que se convocaran las elecciones, debería ser razón suficiente para que la Junta Electoral hubiera aceptado la candidatura presentada el 10 de mayo e invalidada el 16. A este respecto, y visto el resultado del proceso, López-Arias mostró sus “dudas sobre la independencia” de los componentes de la misma, que supuestamente tienen que ser elegidos por sorteo entre los socios de la cooperativa.

Actualmente, están a la espera de que la Comisión de Recursos dé su veredicto sobre el recurso presentado para solicitar la validación de la lista presentada, para lo cual disponen de un plazo de tres días. “Si la candidatura no fuera aceptada, recurriríamos a la justicia ordinaria y, sabiendo el proceso por esa vía puede ser lento, solicitaríamos la suspensión cautelar del proceso electoral”.

Acusaciones contra Güenechea

Una vez consumada su defensa frente a las supuestas incompatibilidades, López-Arias pasó al ataque, y anunció que en el escrito elevado a la Comisión de Recursos hay una solicitud de impugnación de la candidatura de Juan Ignacio Güenechea por ser éste administrador de las empresas Moncervino S.L., Suplementos Vitamínicos S.L., y Suplevit S.L, dedicadas, según ficha del Registro Mercantil de Madrid adjunta en la documentación presentada, “a la compra-venta, importanción, exportación, comercialización, distribución, diseño y elaboración de productos de consumo, naturales, dietéticos, cosméticos de limpieza, higiene, cuidado personal y derivados. “Muchos de los productos de marcas como Farline, de Cofares, son concurrentes con los productos de estas sociedades, que no sólo venden a las farmacias, sino también a otros sectores competidores”, afirmó López-Arias durante la rueda de prensa.

banner-newsletter-bajo-noticia2

Junto a esta acusación, la solicitud de la impugnación de la candidatura de Güenechea estaría basada en el presunto incumplimiento, por parte de éste, del requisito que obliga a los candidatos a estar al corriente de los pagos a la cooperativa. En este sentido, López-Arias afirmó que “Güenechea ha impagado suministros, y una parte de esa deuda se ha traspasado a bancos y otra ha sido asumida como deuda por la propia Cofares. Calculamos que puede estar cerca del millón de euros, pero seguro pasa los 500.000. No podemos permitir que personas que tienen que tomar decisiones para la cooperatva tengan obligaciones con ella”, culminó.

A la pregunta de por qué no se habían denunciado estas cuestiones si tenían conocimiento de ellas antes de ahora, López-Arias aseguró que su candidatura estaba construida “con el ánimo de construir, y no destruir”, y apuntó a “los órganos de intervención de la cooperativa” como los responsables de no haber actuado. En todo caso, incidió en la idea de que si finalmente les admiten la lista, la idea es acudir al proceso electoral “y, si somos elegidos, cumpliremos estrictamente con los criterios de incompatibilidad”.

 

 

lineagris-494

Comentarios

Aún no hay comentarios, sé el primero en comentar!

avatar
wpDiscuz