Comparte esta noticia

Las posibilidades del SPD crecen con la implicación del médico

MARÍA GRANJO  |    26.09.2017 - 19:13

La mejora del conocimiento por parte del médico del Sistema Personalizado de Dosificación y la comunicación con el farmacéutico comunitario abren nuevas vías para el desarrollo de este servicio. Así se está demostrando en Baleares, donde el Colegio de Farmacéuticos (Cofib) inició el pasado mes de abril una campaña que persigue facilitar el acceso de los pacientes al SPD y que incluye la realización de talleres formativos a médicos y enfermeros sobre el uso y beneficios de esta herramienta.

A raíz de la campaña de formación y comunicación en Baleares, cada vez son más los médicos que indican a sus pacientes que acudan a la farmacia a que se les realice el SPD. Francisca Mª Santandreu, coordinadora de Formación y del Centro de Información del Medicamento (CIM) del Cofib, afirma que el objetivo es que los profesionales sanitarios tengan conocimiento sobre el protocolo implantado en las farmacias con el SPD, para que el médico decida libremente sobre qué pacientes es oportuno que se lleve a cabo este servicio. La iniciativa se desarrolla con la Fundación de Ciencias Farmacéuticas de las Islas Baleares, con el patrocinio de la Fundación Mylan para la Salud y la colaboración de la Cooperativa d’Apotecaris.

SPD para desprescribir fármacos

Por tanto, a raíz del conocimiento adquirido por los médicos sobre el SPD, se han visto incrementadas las posibilidades para hacer un mayor uso de esta herramienta y buscar vías de cooperación entre profesionales sanitarios para optimizar la farmacoterapia. Una de ellas es la desprescripción de medicamentos. De hecho, en Baleares se está llevando a cabo una campaña de reducción de benzodiacepinas desde Atención Primaria, “y el SPD podría ser una buena herramienta para ayudar a ello”, explica Gabriel Lliteras, médico del centro de salud Migjorn, de Llucmajor. Eso sí, considera necesaria una buena comunicación entre médico y farmacia y que cualquier intervención de este tipo estuviera consensuada.

Desde el Cofib, la coordinadora del CIM señala que el SPD tiene como objetivo principal aumentar la adherencia al tratamiento para obtener el mayor beneficio de la medicación prescrita, y que no está diseñado para llevar a cabo desprescripciones, que es algo que debe ser estudiado en mayor profundidad. En su opinión, si bien es cierto que el SPD puede ayudar en la deshabituación de medicamentos, como benzodiacepinas, su implantación generalizada requeriría de un protocolo de actuación y un imprescindible intercambio de información entre el médico, la farmacia y el paciente, sobre todo para la disminución de dosis y el seguimiento.

Experiencia en desprescripción con SPD

A partir de la campaña de comunicación sobre este servicio, hay algunos casos de desprescripción a través de este sistema. Baltasar Pons, con farmacia en Llucmajor (Mallorca), explica que desde Psiquiatría del Hospital Son Llàtzer han pautado que la oficina de farmacia colabore en el reajuste de la medicación a una paciente tratada con benzodiacepinas.

banner-newsletter-bajo-noticia2

De este modo, a la hora de preparar el blíster, en la farmacia substituyen cápsulas de estos medicamentos por cápsulas de igual forma y color pero con placebo, que se va aumentando controladamente para conseguir la desprescripción. Para Pons, también es fundamental la comunicación con el médico en este tipo de intervención.

La farmacia La Barbera, en Villajoyosa (Alicante), también tiene experiencia en este terreno, con la realización del servicio de SPD actualmente a 30 pacientes. Su titular, María González, señala a Diariofarma que, con la colaboración del médico y el paciente, y siempre contando con el consentimiento de este último, sí puede ser una buena herramienta de desprescripción. Pone el ejemplo de un paciente con sospechas de que no tomaba correctamente la medicación, al que se le aplicó una desprescripción de forma gradual, de modo que en un mes ha dejado de tomar benzodiazepinas, manteniéndole una dosis de dos o tres a la semana como medicación de rescate.

Buena valoración por parte de los médicos

Los médicos han acogido muy positivamente la campaña realizada para informar sobre el SPD. En opinión de Lliteras, es una buena opción, ya que la revisión de la medicación permite detectar cuándo es necesario ajustar la dosis, aparte de que favorece el cumplimiento del tratamiento, sobre todo en pacientes crónicos.

También ve positivo el hecho de que el SPD pueda potenciar la comunicación entre médico y farmacéutico, hecho que además se ve facilitado al compartir el mismo programa informático de receta electrónica.

Desde el Cofib, se muestran satisfechos con la buena acogida que ha tenido la iniciativa entre los médicos, como así lo demuestran las encuestas de valoración realizadas. Hasta la fecha, se han realizado conferencias en 32 centros de la salud, lo que supone el 57% del total de ellos. De hecho, “sólo cuatro centros no han estado interesados en recibir esta formación, de modo que la aceptación ha sido en general muy buena por parte de los coordinadores de docencia médica y enfermería”, afirma Santandreu.

Según indica, en una segunda fase de la campaña, que se está definiendo, se concretará el tema de la remuneración del servicio. A partir de un acuerdo de colaboración con la Fundación La Caixa, está previsto que esta entidad aporte una cantidad económica por cada paciente al que se preste el servicio. Según indican desde el Cofib, el desarrollo del mismo tiene un coste de unos 20 euros.

lineagris-494

Comentarios

Aún no hay comentarios, sé el primero en comentar!

avatar
wpDiscuz