Comparte esta noticia

Precios de los desfinanciados: ‘diálogo de sordos’ entre Gobierno y PSOE

José Javier Castrodeza, secretario general de Sanidad y Jesús María Fernández, portavoz del PSOE en la Comisión de Sanidad del Congreso de los Diputados

CARLOS ARGANDA  |    17.05.2018 - 12:14

Tres preguntas orales al Gobierno en Comisión, ocho preguntas para respuesta por escrito, una proposición de Ley en el Congreso de los Diputados y, por otro lado, tres preguntas para respuesta escrita en el Senado (ver listado de todas estas iniciativas). Este es el balance de iniciativas parlamentarias presentadas por el PSOE a lo largo de la presente legislatura en relación a los precios de los 417 medicamentos que fueron desfinanciados en 2012.

Esta misma cuestión fue abordada el pasado miércoles durante la comparecencia del secretario general de Sanidad, José Javier Castrodeza, en la que respondió a preguntas de Jesús María Fernández, en relación a este asunto.

 

Y lo que se pudo observar durante la respuesta fue un diálogo de sordos, muy habitual en política, en el que cada uno lanza su mensaje pero al final no se obtiene ninguna certeza. Castrodeza se agarró a una mala, aunque intencionada, redacción de una de las preguntas presentadas para asegurar, como es cierto, que el Gobierno “no ha retirado ningún medicamento de forma específica para los pensionistas ni para ningún otro colectivo” como así especificaba una de las preguntas presentadas por los socialistas.

Más allá, el secretario general de Sanidad aseguró que la media “se ajusta a criterios técnicos y no ha supuesto merma alguna en la calidad de la prestación farmacéutica”. Unos criterios contenidos en la Ley de Garantías, a partir del Real Decreto-ley 16/2012 y que incluyen, tal y como explicó, “la convivencia con un medicamento sin receta con la que comparte principio activo y dosis; la consideración del medicamento como publicitario en nuestro entorno europeo; que el principio activo cuente con un perfil de seguridad y eficacia favorable y suficientemente documentado a través de años de experiencia y un uso extenso; por estar indicados en el tratamiento de síntomas menores y el cumplimiento de los criterios de inclusión en la prestación farmacéutica”.

El portavoz del PSOE recordó al representante del Ministerio de Sanidad que la anterior sesión de la Comisión de Sanidad aprobó una Proposición No de Ley sobre el “incremento desproporcionado del precio de estos medicamentos”. A este respecto, aseguró que, entre 2012 y 2017, “el precio por receta de medicamentos financiados por el SNS ha pasado de 13 a 10,9 euros en estos años, mientras que “el precio de los medicamentos desfinanciados ha pasado de 4,9 a 6,4 euros, un incremento muy significativo, del 50%”. Además, para Fernández, la situación es más grave si se considera solo el precio de los medicamentos que han modificado su precio. En este caso “el incremento alcanza el 75%”.

Baile de cifras

Ante estas cifras expuestas por el socialista, en su segundo turno de intervención, Castrodeza dio las suyas y aseguró que deben “consultar fuentes distintas”. Para el secretario general, “en 2012 el PVL medio era de 3,14, y en diciembre de 2017 el PVL medio de estos medicamentos era de 4,10”. De nuevo, falta de intento de hablar claro. Ambas cifras, las dadas por Fernández y las dadas por Castrodeza, son las mismas ya que proceden de los mismos datos, de Sanidad, aunque a priori, según se escuchan, no lo parezcan. El socialista habla en términos de PVP y el secretario general en PVL.

¿Problema de salud o lucha política por el precio de los desfinanciados?

 

También es necesario poner encima de la mesa el error de cálculo en la evolución del precio argumentado por Fernández, que lejos de ser un 50%, que corresponde a la media de los incrementos individuales de cada medicamento, se queda en el 30% de subida de los precios medios, un crecimiento que se recoge en las cifras dadas por ambos. A pesar de ello, el portavoz del PSOE, a preguntas de Diariofarma considera que “ambos promedios pueden ser indicativos” y que, en cualquier caso, “el incremento del precio medio es importante”. Especialmente, tal y como enfatiza, en el caso de los “medicamentos que han modificado precio, que crecen mucho más. Y que las moléculas de mayor uso han duplicado precios”. A este respecto, Fernández explicó que “se trata de medicamentos que se siguen utilizando para síndromes menores y significan un gran quebranto económico para las personas que necesitan estos medicamentos. No hay más que ver cómo han crecido las ventas de algunos de estos medicamentos”.

Ni quejas ni recurrida

Ante esta cuestión, Castrodeza argumentó que la desfinanciación de medicamentos de 2012 “no ha sido recurrida ni impugnada, ni ha sido motivo de queja por los cauces oficiales como el Defensor del Pueblo” y recordó que la política de desfinanciaciones de fármacos no ha sido algo excepcional en la historia del Sistema Nacional de Salud. “En 1993, Ángeles Amador aplicó un medicamentazo”, zanjó.

Pese a todo, Fernández siguió reclamando el control de estos precios en línea con lo aprobado por la PNL en el Congreso. “Ustedes tienen un mecanismo de control de precios. El artículo 93 de la Ley de Garantías establece un sistema de precios comunicados y el artículo 94 un sistema de precios notificados. Les vamos a exigir que cumpla con lo que se aprobó en la Comisión de Sanidad para que establezca un control sobre el precio de estos medicamentos”, finalizó.

De este modo, parece claro que las quince iniciativas parlamentarias presentadas hasta el momento por este asunto no serán las únicas y se espera que el PSOE reitere tanto preguntas como otras iniciativas en relación a este asunto.

banner-newsletter-bajo-noticia2

lineagris-494

Comentarios

Aún no hay comentarios, sé el primero en comentar!

avatar
wpDiscuz