Comparte esta noticia

Binomio innovación y sostenibilidad: los gestores ‘meso’ aportan sus recetas

Antonio López, Lales Moreno, de la organización del CNRI, María Luz de los Mártires y Roque Martínez.

CARLOS ARGANDA  |    29.06.2018 - 11:54

La conciliación del binomio innovación y sostenibilidad es uno de los principales retos a los que se enfrentan los gestores sanitarios. No obstante, hay algunas recetas que muchos de ellos tienen encima de la mesa e intentan aplicar en su día a día. Algunas de ellas fueron explicadas por los participantes en la mesa ‘Diálogos de mesogestión sanitaria: ¿cómo coordinar asistencia excelente vs presupuesto?’ celebrada en el marco del IV Congreso Nacional de Relaciones Institucionales (CNRI).

María Luz de los Mártires, de la dirección general de Coordinación de la Asistencia Sanitaria de Madrid puso algunas cifras encima de la mesa que “hace tiempo eran impensables”. Según sus datos, el 40% del gasto sanitario de Madrid se dedica a medicamentos. Por ese motivo, la función principal que desde su posición realizan es “aportar a los clínicos todas las herramientas de gestión y tecnología que aporten eficiencia y sostenibilidad”.

Para el subdirector de Farmacia de Navarra, Antonio López, la conciliación de innovación-sostenibilidad pasa, al menos por dos cuestiones: desinversión y presupuestos sostenibles. López consideró necesario que el sistema dé de baja las tecnologías que aporten menos eficiencia, incluso dejando de hacer técnicas que no aportan beneficio sino todo los contrario (‘not to do’) y que avance en el uso de otras que generen ahorros, en referencia a los biosimilares. En cuanto a los presupuestos, consideró necesario que crezca en torno al 2-2,5%, “de la misma forma que crecen los recursos”.

En relación con esta cuestión de los presupuestos, López puso encima de la mesa que la salud de las personas se ve condicionada por muchas más cuestiones que la propia asistencia sanitaria. De este modo, lanzó la reflexión de que, si los presupuestos sanitarios crecen por encima del resto, se detraen recursos de otras políticas que también pueden generar salud. A este respecto aseguró que en muy pocos años se ha duplicado el presupuesto de farmacia de hospital.

Medir resultados y acelerar la innovación

Uno de los principales aspectos en los que hay que avanzar es en la recogida de datos, explicó la representante del Servicio Madrileño de Salud. Sin datos, no será posible evaluar para determinar si se han alcanzado los objetivos. Pero en la actualidad, “los sistemas están preparados para medir actividad, no resultados en salud”, explicó de los Mártires. Por ese motivo, avanzó que en el próximo contrato de gestión del Servicio Madrileño de Salud (Sermas) quieren impulsar “medir resultados”. Más allá, la representante madrileña consideró necesario “alcanzar nuevas fórmulas de relación con la industria farmacéutica para aportar valor al paciente”.

En este asunto de la información, el subdirector de Farmacia de Navarra, vio un arma de doble filo. A este respecto consideró que, si hay suficientes datos como para realizar seguimiento exhaustivo de lo que ocurre con un medicamento, habría riesgo de que las agencias propongan la autorización condicional de medicamentos “cuasiexperimentales” con tal de ganar tiempo. De este modo, la evaluación de estos se realizaría durante su utilización en la práctica habitual. Esta situación fue rechazada por López, que puso encima de la mesa que las administraciones tienen que ser “garantistas”, y se mostró preocupado por la “tendencia” de industria y agencias reguladoras de acelerar los procesos. Para él “el statu quo anterior era bueno”.

El responsable de Farmacia navarro aseguró ver “con esperanza” la llegada de la innovación para enfermedades raras o sin cura, aunque se mostró preocupado por la excesiva “focalización en oncología, olvidando otras áreas”. Además, avisó que “hay que estar preparados para lo que llega” en referencia a la revolución genómica y proteómica que cambiará la terapéutica.

Margen para crecer

Por su parte, el director general de Asistencia Sanitaria de Murcia, Roque Martínez, consideró a los medicamentos “uno de los recursos terapéuticos más importantes para el desarrollo de la salud”. Por ello, consideró que, aunque tiene retos, “debemos tomarlos como una oportunidad para mejorar”. En este sentido, recordó que el gasto sanitario de España está por debajo del de otros países de nuestro entorno, por lo que “tenemos margen para crecer” ya que nuestro gasto “se puede considerar como eficiente”. Como fórmula para avanzar en la innovación farmacológica, Martínez reclamó la “colaboración de los agentes implicados”.

En términos generales el subdirector de Farmacia de Navarra consideró que la prestación farmacéutica en España “es de calidad y bastante homogénea” entre las comunidades autónomas pese a que puede haber alguna “diferencia de matiz” en relación con determinados fármacos.

López también abordó una cuestión que está de actualidad, como es la modificación del copago ya que tiene “aspectos mejorables”. A este respecto, pidió poner el foco en los pacientes activos con ingresos más bajos y realizar una revisión de los tramos ya que para que la prestación sea “excelente” tiene que haber “capacidad de acceso”.

lineagris-494

Comentarios

Aún no hay comentarios, sé el primero en comentar!

avatar
wpDiscuz