Comparte esta noticia

La publicidad evoluciona satisfactoriamente

DIARIOFARMA  |    06.05.2019 - 11:59

Artículo de opinión de Alberto Rosa Gómez, director Creativo en Enelife, agencia perteneciente a AEAPS

Alberto Rosa Gómez, director Creativo en Enelife

Desde principios del siglo XX, la Publicidad irrumpió a nivel mundial influenciando con tal poder que cualquier cosa que nos comunicaba parecía cierta. La verdad, me recuerda bastante a lo que ocurre hoy en día en la red, ¿no les suena eso de “lo he leído en Internet”?

La Publicidad se convirtió así en la herramienta que nos marcaba cómo debíamos vestir, qué debíamos comer, fijaba las tendencias y los sueños que debíamos alcanzar. De nuevo esto me suena, ¿conocen el término influencers? Apuesto a que sí.

Por supuesto, la Publicidad en el mercado de la salud no fue una excepción. Y es que la salud vende: el jarabe prodigioso de la eterna juventud, las pastillas del Doctor Fulanito de Tal que sanaban no sé cuantas cosas, ungüentos y soluciones imposibles... No me gustaría ser pesado, pero esto me vuelve a recordar algo, seguro que han oído hablar de productos wellness. Ahora toda marca que se precie debe llevar el poso saludable, productos bio, infusiones detox, bebidas light, bajos en sal, vitaminas para casi todo: para estudiar, para trabajar, para dormir y hasta para… bueno, mejor no sigo. A continuación, les dejo, si me lo permiten, algunos pequeños ejemplos a modo de curiosidad que ilustran cómo eran los 'saludables' consejos publicitarios de antaño.

No me gustaría dar la impresión de que la evolución de la Publicidad ha sido mínima o que seguimos anclados en la ambigüedad, más bien todo lo contrario. A mi modo de ver, la Publicidad de hoy es más inteligente, más comprometida, ingeniosa y veraz que nunca. Manejamos cada vez mejor la responsabilidad que conlleva este gran poder de definir las tendencias de consumo de una sociedad cada vez más exigente y autónoma.

En el sector de la publicidad Farma, en el cual me muevo desde hace algunos años, la responsabilidad con la audiencia debe ser máxima. En muchísimas ocasiones nos enfrentamos, más que a un briefing, a una suerte de 'ficha técnica'. Nuestro target no es el consumidor final, sino el prescriptor de un determinado medicamento. No podemos exagerar, ser ambiguos o inducir a un tipo de tratamiento sin un prisma médicamente demostrable. Creedme cuando os digo que ser brillante con estas premisas es realmente difícil y, aun así, de vez en cuando, lo conseguimos.

Creo que la sociedad evoluciona como evoluciona su comunicación y que su Publicidad es un fiel reflejo de lo que somos.

Como decía aquella maravillosa campaña, “El ser humano es extraordinario”: por eso seguiremos reinventándonos a nosotros mismos para conseguir sorprender y convencer a la audiencia basándonos, eso sí (y de esto va este artículo), en los mismos patrones repetidos una y otra vez a lo largo de la historia. Porque la Publicidad vive por y para la vida misma.

Solo espero que dentro de 100 años a alguien tan insensato como yo, se le ocurra escribir un artículo de opinión como este y muestre alguna campaña en la que yo participara allá por el 2019. Al menos seguiremos dando guerra y sacaremos como conclusión que a publicidad evoluciona satisfactoriamente.


Alberto Rosa Gómez es director Creativo en Enelife

lineagris-494

Comentarios

Aún no hay comentarios, sé el primero en comentar!

avatar
wpDiscuz