Comparte esta noticia

El ‘Foro de Innovación’ de la SEFH “construirá el presente y futuro de la profesión”

Participantes en la mesa 'La innovación como motor de un SNS más inteligente' que se celebró en el 64 Congreso de la SEFH

OLGA VILANOVA  |    05.11.2019 - 10:53

La innovación en el Sistema Nacional de Salud (SNS), además de la humanización, ha sido otra de las cuestiones esenciales abordadas en el 64 Congreso de la Sociedad Española de Farmacia Hospitalaria (SEFH) que ha tenido lugar en Sevilla. El último día de congreso,  bajo el título “La innovación como motor de un Sistema Nacional de Salud más inteligente”, se han examinado las claves del nuevo proyecto de farmacia hospitalaria “Foro de Innovación de la SEFH”.

La mesa moderada por Xavier Olba, consultor de Innovación en Salud de InductES y coordinador del proyecto, apuntó que el objetivo principal es debatir el rol y los beneficios de la innovación en la farmacia hospitalaria y las tendencias que están transformando la salud. De esta forma, definió la innovación como “la búsqueda al máximo de alternativas y escoger las que tienen más valor, para después desarrollarlas”, siendo este último apartado el más importante.

Para dar respuesta a todas las cuestiones la mesa contó con la participación de José Manuel Martínez Sesmero, Jefe del Servicio de Farmacia  del Hospital Clínico San Carlos de Madrid, y director de I+i de la SEFH, Juan Alfredo Montero, FEA de Farmacia Hospitalaria en Servicio Canario de Salud, Jordi Nicolás Picó, Jefe del Servicio de Farmacia del Hospital Mútua de Terrassa- Barcelona, Beatriz Bernárdez, de la Unidad de Farmacia Oncológica del Hospital Clínico de Santiago de Compostela e Icíar Martínez López, Coordinadora de la Unidad de diagnóstico molecular y genética clínica del Hospital Espases de Palma de Mallorca.

En este contexto, Olba indicó que el proyecto surge porque “estamos en un momento ‘singularity’, mágico”, es decir se tiene en cuenta “cualquier cosa que al ser humano se le puede ocurrir y existe una tecnología que permite hacerlo”. Además, para este experto, “lo que se pretende es que nos adaptemos a la realidad ya que hay que tener en cuenta que la sociedad cada vez se está digitalizando más”.

Olba explicó que esta situación llevada al sector de la salud produce que “nuestro conocimiento se esté multiplicando y creciendo de forma exponencial”. Por ello, debe tenerse en cuenta que “el futuro trae nuevas soluciones, como ejemplo, el big data”.

Para Olba, “el binomio profesional sanitario/máquinas nos podrá aportar muchos beneficios”. Y, añadió que “habrá una revolución del conocimiento científico y de las relaciones humanas”. 

Big Data e inteligencia artificial

Durante la sesión se lanzaron varias preguntas al público con el objetivo de conocer la opinión de los asistentes, a través de una aplicación móvil. La primera de ellas, abordó ¿qué tecnología puede tener un mayor impacto positivo en la Farmacia Hospitalaria? Respecto a este punto, un 70% de los asistentes contestaron que el big data y la inteligencia artificial tendrán un mayor impacto que el internet de las cosas, las apps o las redes sociales en la farmacia hospitalaria.

En este contexto, Sesmero, coordinador del proyecto ‘Foro de Innovación”, explicó esta iniciativa e indicó que la idea principal del proyecto es construir “el presente y futuro de nuestra profesión”. Este experto recalcó que “el propio porqué del proyecto” ya nos ha dado pistas, ya que existe dentro de nuestra propia estructura, retos compartidos entre nosotros, con otros profesionales, pacientes y la propia sociedad”. Sesmero hizo hincapié en que “innovar es una necesidad vital porque el ser humano, necesita progresar”.

El experto aclaró que el objetivo fundamental es identificar ideas y proyectos que mejor resuelvan los retos a los que se enfrenta la farmacia hospitalaria. 

En este sentido, expuso que el Foro plantea tres grandes retos, en primer lugar, cómo se puede incrementar el rol y visibilidad del farmacéutico de hospital ante la sociedad, pero también ante otros profesionales sanitarios. En segundo, cómo maximizar la comunicación entre farmacia hospitalaria y sus pacientes, y en tercer lugar cómo mejorar la atención farmacéutica hospitalaria a través del uso de Internet y de las nuevas tecnologías digitales. “En esto es en lo que necesitamos ayuda, pero no solo de los profesionales de farmacia hospitalaria, sino también del resto de profesionales vinculados con el sector”, apuntó Sesmero. 

El responsable de I+i de la SEFH también explicó las fechas claves del proyecto, e indicó que el plazo para la presentación de ideas, que un principio finalizaba este mes de octubre, se ha ampliado hasta 15 de noviembre ante el interés mostrado por los congresistas. 

La segunda de las cuestiones planteadas a los asistentes fue si la SEFH debe acompañar a sus socios a incorporar la innovación en su práctica profesional. La respuesta afirmativa fue unánime. 

Qué prácticas puede hacer la SEFH para incorporar la innovación

Pero, ¿qué iniciativas deberían ser? Respecto a esta cuestión, un 48% de los asistentes respondieron que “apoyando en el desarrollo de proyectos transversales de innovación, seguido por 41,9% “formando en metodologías de innovación”.

A este respecto, Martínez López dejó clara la necesidad de formación. Para esta experta, “la innovación es únicamente una capacidad y tenemos que buscar las herramientas para poder formarnos”. Por ello, es necesaria la creación de grupos multidisciplinares para llevar a cabo estos proyectos innovadores. La importancia de crear alianzas, y que “los recursos económicos y personales son clave para lograrlo”, subrayó.

Para esta farmacéutica el rol que juegan los grupos de trabajo de la SEFH es esencial ya que son los primeros interlocutores. “Tenemos que saber si los proyectos innovadores cumplen los requisitos para considerarlos como tal, por ello los grupos son esenciales para poder decidir cuáles son las propuestas interesantes. Por último, animó al público a participar, y señaló que “todos tenéis talento para plantear proyectos”, afirmación que fue compartida por Sesmero, que animó a olvidar miedos y ser atrevidos a la hora de plantear ideas.

Con respecto a la pregunta sobre cómo puede la SEFH incorporar la innovación entre sus socios, un 73,7 % de los asistentes tuvieron claro que “generar soluciones innovadoras que resuelvan los retos actuales” es unos de los beneficios que aportan este proyecto a la farmacia hospitalaria. 

La comunicación con los pacientes es esencial 

Respecto a esta cuestión, Bernárdez aportó los motivos de porque cree que la farmacia hospitalaria tiene este problema. Y señaló “que la lejanía del paciente, la imagen de farmacia en el sótano, que se está rompiendo, todavía está presente”. Todo ello hace “que el paciente muchas veces no nos conoce”. Esta situación va mejorando, pero “muy poco a poco”, subrayó.

Además, Bernárdez indicó que es importante escuchar a los pacientes. En este sentido, señaló que el mejor momento para que nos conozcan “es en el momento del diagnóstico”. Para esta experta los beneficios que conseguiremos al maximizar la comunicación son claros “mejorará la adherencia y, por ende, los resultados”. 

El público en este sentido contestó que a la cuestión ¿por qué crees que la farmacia hospitalaria debe maximizar la comunicación entre pacientes? Un 44,4% señaló que “para mejorar la atención farmacéutica”, seguido de un 33,3% “para conocer las necesidades del paciente”.

Respecto a cuáles son las principales dificultades a las que se enfrenta la farmacia hospitalaria para incorporar la tecnología a su práctica asistencial. El público apuntó como dificultad a “visión &/ financiación & estrategia tecnológica y apuesta de las instituciones” con un 50%, seguido con un 26,9% que señaló como respuesta “los problemas de conexión con los programas de hospital”. 

En esta cuestión, Montero señaló que, dentro de las principales dificultades, se destaca que “los organismos sanitarios no tienen ningún tipo de plan, no solamente no cuenta con las inversiones, sino que tampoco tiene capacidad de evaluar lo que tenemos y cómo se podría realizar”.

Además, Montero indicó que estamos en la generación de la “evidencia”. Esta, tiene mucho potencial, pero todavía no la estamos incorporando en el día a día. “Estamos retrasados, esperamos mucho tiempo hasta que somos capaces de demostrar los resultados en salud”.

Por su parte, Jordi Nicolás apuntó que “siempre” que se intenta añadir la tecnología respecto a los pacientes, “nos encontramos con la barrera de la protección de datos, y esto frena”. 

En este sentido, Montero señaló que es cierto que supone una traba, pero existe la posibilidad de contar con ingenieros de software para que no se dependa de proveedores externos. “Las limitaciones legales ponen muchas trabas y todavía vivimos en una transición”, subrayó.

Para puntualizar sobre este tema, intervino Sesmero que señaló al respecto “que la sociedad no tiene problema de facilitar estos datos. A título ejemplo, Amazon o cuentas de banca on line tiene muchos datos personales. Es necesario hacer una llamada a la concienciación social, apuntó. 

En la mesa también se abordó con qué profesionales de la salud deben coordinarse mejor para incrementar la visibilidad de farmacia hospitalaria. Para dar respuesta a esta cuestión, Nicolás señaló que “en el trabajo diario”, tenemos la respuesta. En este sentido, debemos contar con médicos de urgencia, oncólogos, hematólogos, internistas, todo ello de manera general. El experto, indicó que debemos ir un poco más allá, y debemos seguir la trayectoria del paciente. “Debemos conocer el entorno y al paciente que tiene mayor posibilidad de reingreso”.

Además, el recientemente elegido vicepresidente de la SEFH señaló que los profesionales con los que tenemos que coordinarnos serán los de enfermería, asociaciones de pacientes, incluso unidades de atención domiciliaria. “Con ellos, son los que debemos trabajar día a día. 

¿Qué roles de la farmacia hospitalaria debemos poner en valor? 

Respecto a los roles que se deben poner en valor en la farmacia hospitalaria, Nicolás indicó que su “papel es mejorar el proceso asistencial del paciente, la mejor farmacoterapia posible, desde el punto de vista, de la seguridad”. Para este experto, es esencial “la eficiencia, seguridad y garantizar la mejora de soluciones consiguiendo mejores resultados en salud así como mejorar “la habilidad de comunicación y conocer qué es lo que no estamos haciendo es fundamental”.

Por último, se abordaron los beneficios que aporta que la farmacia hospitalaria tenga mayor visibilidad, y Nicolás aseguró que “más pacientes se podrán beneficiar de nuestras intervenciones, en todos los niveles”. De esta forma “podremos aportar nuestro granito de arena para hacer nuestro SNS más sostenible”.

lineagris-494

Comentarios

Aún no hay comentarios, sé el primero en comentar!

avatar
wpDiscuz