Comparte esta noticia

‘Pricing’ de terapias combinadas: ¿1+1=2?

DIARIOFARMA  |    22.11.2019 - 10:41

Artículo de opinión de Ana Mozetic, directora, e Isabel Rubio, consultora Senior, de Simon-Kucher & Partners Life Sciences

Ana Mozetic, directora e Isabel Rubio, consultora Senior de Simon-Kucher & Partners Life Sciences

En los últimos años, la entrada de terapias innovadoras al Sistema Nacional de Salud (SNS) ha aumentado significativamente. A pesar de que las terapias y los medicamentos innovadores aportan un valor inmensurable a los pacientes, esta innovación está inevitablemente ligada a un elevado coste.

En Simon-Kucher & Partners con gestores del Sistema Nacional de Salud del ámbito nacional, regional y hospitalario[1], cuyo objetivo es evaluar sus preocupaciones respecto a las terapias innovadoras. El alto impacto presupuestario y el coste inicial de alguna de estas terapias están en el podio en cuanto a nivel de preocupación de los gestores.

Los pagadores se están viendo obligados a desarrollar nuevas estrategias de control de precio y acceso al mercado para las terapias innovadoras. Sin embargo, el problema no acaba ahí: la problemática del elevado impacto presupuestario se multiplica cuando se trata de tratamientos que requieren combinación de terapias innovadoras. El abordaje de enfermedades con terapias combinadas, que se está convirtiendo en una práctica cada vez más común, plantea el reto a los pagadores de negociar un precio que refleje su valor terapéutico y a la vez garantizar la sostenibilidad del Sistema Nacional de Salud.

Figura 1. Nivel de preocupación ante los principales retos de las terapias innovadoras

Desde Simon-Kucher & Partners hemos preguntado a pagadores del Sistema Nacional de Salud sobre la gestión de estas terapias combinadas en un futuro cercano, y en su mayoría coinciden con las siguientes opiniones:

  • “Por lo general, se negocia un descuento para las terapias que forman parte de la combinación, a no ser que el nuevo producto suponga una gran ventaja terapéutica. Sin embargo, la realización del descuento varía caso a caso, no hay nada establecido.” – Pagador nacional
  • “Se espera que estas terapias combinadas aumenten significativamente el gasto farmacéutico en España, y vamos a hacer lo posible por reducir el precio de las combinaciones” – Pagador regional
  • “Las opciones que tenemos para dar entrada a estas combinaciones son limitadas y, teniendo en cuenta el incremento en el coste de tratamiento que suponen, debemos encontrar soluciones sostenibles. Preferiblemente, estas soluciones deben definirse a nivel nacional, para evitar posibles desigualdades territoriales” – Pagador regional

A pesar de las preocupaciones de los pagadores sobre la combinación de terapias de alto coste, cualquier sugerencia de regulación o esquema de precios que solucione este problema ha sido puramente experimental o anecdótica.

Otros países de la Unión Europea como Francia y Alemania sufren la misma suerte. Se han publicado algunos artículos de posicionamiento, ofreciendo posibles soluciones del problema, pero ninguna de estas ha sido implementada por el momento.

  • En Francia, el Ministerio de Sanidad envió una carta a la Comisión de Precios (CEPS) proponiendo una ecuación guía de “1 + 1 = 1”. El precio de la combinación no podría ser superior al de la monoterapia equivalente en valor terapéutico. Sin embargo, pagadores franceses expresaron dudas sobre cómo llevar esta directriz a la práctica, y aún hoy no hay ninguna regla para la fijación de precios de combinaciones.
  • En Alemania, las combinaciones de productos no están sujetas a una regulación de precios establecida. Por lo general, se asume una ecuación de “1 + 1 = 1,5”. Sin embargo, el resultado final dependerá de las capacidades de negociación de cada fabricante. Asimismo, no existe una base legal en Alemania que determine qué terapia de la combinación debe sufrir el descuento.

En España la ecuación depende de cada producto y fabricante, pero por lo general se sigue una regla de “1 + 1 < 2”. Si las dos moléculas son del mismo fabricante, suele ser la antigua la que sufre un descuento con el fin de proteger a la molécula más innovadora. Por el contrario, si la combinación consiste de dos productos de diferente fabricante, las evaluaciones basadas en el coste dan pie a muchas incógnitas.

¿Cómo están gestionando los pagadores el coste de ambas moléculas? La respuesta más simple es que no se han dado grandes cambios en los últimos años. Los pagadores siguen considerando el coste total de la combinación independientemente de si procede de un único fabricante o de dos. En la mayoría de los casos, los esfuerzos a la hora de negociar por el acceso al mercado o por los descuentos recaen sobre el fabricante del fármaco menos innovador. Este deberá ofrecer argumentos convincentes que justifiquen el precio deseado de la combinación en comparación con el del fármaco más innovador. Si el tratamiento no supone un cambio en el paradigma, será complicado justificar un precio superior al de la monoterapia y el segundo fabricante deberá ofrecer el fármaco a un precio muy inferior al deseado.

Entonces, ¿qué se puede interpretar sobre lo analizado?

Es probable que leyendo este artículo uno pueda pensar que las convenciones sobre precios no van a sufrir ningún cambio. Hasta cierto punto, esta presunción es cierta: los pagadores coinciden en que estos mecanismos difícilmente cambiarán a corto plazo, pero no significa que a largo plazo no vayan a ser transformados. A pesar de poseer herramientas de contención del alto coste de terapias combinadas, no las consideran suficientes. Quizás no se llegue a la drástica situación de “1 + 1 = 1”, pero los pagadores, cada vez más, están buscando maneras de gestionar el coste combinado de los fármacos y están abiertos a cualquier tipo de recomendación. Una posible solución sería la de negociar un precio diferente por indicación para los medicamentos, ajustando su coste cuando su uso se da en combinación. Si bien esta propuesta tiene sentido (pagar realmente por el valor que el fármaco aporta en cada uno de sus usos), esta solución requiere un cambio en la legislación, empezando por la Ley de Garantías. Desde el Ministerio, no esperan que se realice un cambio en esta dirección en el corto plazo.

A su vez, los fabricantes deben aprovechar la oportunidad que surge de esta situación para crear alianzas y alcanzar una solución común y óptima para los agentes implicados.

Será necesario monitorizar de cerca los desarrollos en políticas de precio combinatorio de manera que se puedan determinar los pasos a seguir ex ante. A pesar de haber dispuesto de suficiente tiempo para decidir la gestión del coste de terapias combinadas, los pagadores no han implementado ninguna medida en concreto, pero nuevas políticas pueden estar a la vuelta de la esquina. Es difícil predecir qué medidas están por venir, pero lo que sí está claro es que la respuesta de los fabricantes ante éstas tendrá impacto en el éxito futuro de su portfolio de terapias combinadas.


[1] Estudio realizado con expertos gestores relevantes en el ámbito de financiación y el acceso al mercado de terapias avanzados en España a nivel nacional, autonómico y hospitalario. Encuesta Tendencias del Sistema Nacional de Salud (abril-mayo 2019), n=39 (nacional: 8; autonómico: 16; hospitalario: 15).


Ana Mozetic es directora e Isabel Rubio es consultora Senior en Simon-Kucher & Partners Life Sciences

lineagris-494

Comentarios

Aún no hay comentarios, sé el primero en comentar!

avatar
wpDiscuz