Comparte esta noticia

“Llevo 20 años escuchando que el SNS no es sostenible, pero somos el sistema más eficiente de toda Europa”

Patricia Gómez, consejera de Salud de Islas Baleares

JOSÉ MARÍA LÓPEZ ALEMANY  |    24.11.2019 - 13:41

Patricia Gómez Picard ha repetido como consejera de Salud de Baleares en esta nueva legislatura que ha empezado hace unos meses. Con la experiencia de los cuatro años anteriores y los objetivos de futuro plantea su visión sobre los retos que tiene el sistema en una entrevista con Diariofarma

Pregunta. Estamos ante el inicio de la legislatura, ¿nos puede decir cuáles son las claves para estos próximos cuatros años?

Respuesta. Es una legislatura de las oportunidades, creo que la anterior fue una legislatura de recuperación de derechos básicamente, donde hemos incrementado la inversión en salud en un 31% tras una legislatura anterior en la que bajó un 24%. Es la de las oportunidades, porque sabemos el modelo sanitario que queremos para Baleares y por lo tanto vamos a poder consolidar una serie de políticas que son fundamentales en el ámbito de la cronicidad, de atención primaria, de la salud mental, la inversión en tecnología, pero también en infraestructuras.

P. Mas allá de inversiones, ¿en qué otros aspectos considera que va a ser una legislatura de oportunidades?

R. Empezamos a trabajar para dar respuesta a las necesidades de salud de los ciudadanos. Estamos ante una población envejecida y necesitamos un abordaje de la cronicidad distinto. 

P. A este respecto, el ámbito sociosanitario fue también un elemento clave en la legislatura pasada, ¿no?

R. Sí. La legislatura pasada, además de recuperar los derechos, nos sirvió para poner los grandes pilares y ahora ya estamos en disposición de evaluar los resultados y poder ir ajustando, poner más profesionales, invertir en tecnología, controlar más la polimedicación, etc.

P. A nivel del SNS cuales cree que deberían ser las prioridades para estos próximos años. 

R. Creo que el Ministerio tiene un papel vertebrador muy importante y en los últimos meses ha trabajado de manera muy intensa. Por ejemplo, la Dirección General de Cartera Básica y Farmacia, ya que la mayoría de los puntos del Consejo Interterritorial que tienen que ver con el medicamento. Creo que hay una intención clara de formar e informar, de disminuir la variabilidad, de conseguir resultados y dar más participación. Por otro lado, se ha trabajado de manera muy intensa en toda la política de recursos humanos, al fin tenemos las unidades docentes acreditadas. Los consejeros nos quejamos de falta de profesionales en determinadas áreas y especialidades médicas y hay que atentos a las profesiones deficitarias, tenemos que tener una visión a largo plazo e ir pensando qué medidas adoptar para frenar esa falta de profesionales en todas las direcciones. También nos ha parecido muy oportuno el Plan de atención primaria del Ministerio que nos ayuda a compartir y mantener la equidad entre las comunidades autónomas.

P. La financiación autonómica debe ser uno de los asuntos a abordar en esta legislatura. ¿Qué espera Baleares?

R. En la anterior legislatura yo creía que el tema de la financiación se debía debatir en el Consejo Interterritorial, pero ahora ya no lo sé. Hay otros órganos de decisión que tienen más que ver en esa cuestión. Baleares reivindica una mejor financiación, que es evidente que necesitamos. Nos gustaría salir de la cola. Se debe entender las dificultades de la insularidad, con aviones de transporte u hospitales de doce camas como en Formentera son factores que se deben tener en cuenta. Por ello estamos trabajando en un régimen especial para Baleares.

P. En la legislatura pasada el reglamento del Interterritorial y el hacer vinculantes las decisiones ocupó mucho tiempo de debate. ¿Cree que las decisiones tienen que ser vinculantes?

R. Lo importante es dar respuesta ágil y acertada a las decisiones. Dimos muchas vueltas al tema del reglamento en la legislatura pasada. Las decisiones normalmente deben ser vinculantes para que podamos tener un modelo equitativo y las que no lo sean, se muestran como puntos informativos. 

P. Pero ¿es partidaria de que las decisiones sean efectivamente vinculantes?

R. Creo que debemos ir acuerdo a acuerdo. Por ejemplo, con los medicamentos vamos juntos. A todos los consejeros nos preocupa el acceso a la innovación en medicamentos y cómo hacemos que el modelo sea solvente, no solo hacerlo sostenible. Eso nos preocupa a todos y tenemos que trabajar de manera conjunta a la hora de fijar precios.

P. Hablando de decisiones vinculantes, competencias autonómicas y medicamentos. Hay un asunto que preocupa mucho a clínicos y también a la industria. Es el tema de la financiación autonómica de medicamentos con resolución expresa de no financiación. ¿Lo conoce?

R. Sí, sí.

P. ¿Cómo lo ve ya que hay una cuestión competencial de fondo y, además, se puede incurrir en responsabilidades?

R. Creo que hay un tema complejo. Además de la posición del Ministerio hay un informe de la Abogacía del Estado. Las Sindicatura de Cuentas de las comunidades autónomas nos sacan los colores siempre porque se compran medicamentos sin contrato, pero también tienes una Ley de Salud, una Constitución que cumplir. Que me expliquen qué hacer. 


P. ¿Y cómo actúan en Baleares con respecto a estos medicamentos con resolución expresa de no financiación?

R. Si hay un profesional que considera que este medicamento puede ser curativo o paliativo e imprescindible para un proceso concreto, nosotros lo financiamos. Tenemos muchos mecanismos de control, pero si un médico estima que un tratamiento es necesario no vamos a ser los directivos de la Consejería quienes digamos que no.

P. Aparte, de que las comunidades tienen la cartera complementaria para eso. 

R. Así es. No vamos a denegar ningún tratamiento que esté prescrito. Dicho esto, también es cierto que nuestros facultativos conocen cuáles son los medicamentos que no están financiados en estos momentos.

P. Otro asunto que dio mucho que hablar la legislatura pasada y que en esta creo que se reproducirá es el convenio con Farmaindustria

R. Nosotros firmamos el convenio hasta 2017. Creo que es un mecanismo de control del gasto y nosotros, además, tenemos la responsabilidad de ser eficientes. No creemos que nos pueda ser útil al ser un mecanismo de control.

P. La devolución en caso de superar el crecimiento establecido, ¿no da seguridad a la administración?

R. Sí. Lo que pasa es que tenemos que trabajar por fijar un precio justo más que por un riesgo compartido. También por un pago por resultados y buscar la máxima eficiencia. Si con eso no somos capaces, con la que se avecina, tal vez tengamos que volver al mecanismo de sostenibilidad. Esperemos que no, que las cuentas de la comunidad autónoma sean lo suficientemente fuertes como para aguantar el tirón.

P. Hablando de ‘lo que se avecina’, ¿cómo prevé Baleares afrontar la innovación?

R. Creo que es una etapa curiosa y bonita. Por primera vez se produce un medicamento en el ámbito público. Esto es un reto. Evidentemente los tratamientos CAR-T se van a extender a otras patologías y tendremos que pactar con la industria. Aquí hay muchos actores y no podemos considerarles meros proveedores. Son socios estratégicos. La industria, los proveedores, asociaciones de pacientes, ciudadanos, profesionales, sociedades científicas, todos tenemos un ámbito de responsabilidad y tenemos que tomar las mejores decisiones. Mientras, hemos buscado otras medidas de eficiencia como la central de compras, que nos han aportado más de 13 millones de ahorro.

P. En estos últimos años se está abriendo una etapa que revolucionará la terapéutica, de modo que enfermedades mortales hasta hace 10 años van a empezar a ser curadas. ¿Cómo lo afronta?

R. Los que llevamos bastante tiempo en gestión clínica, llevamos 20 años escuchando que el sistema no es sostenible y aquí estamos siendo el sistema más eficiente de toda Europa. Somos de los que menos invertimos y los que mejores resultados obtenemos, siendo el segundo país en esperanza de vida y el mejor en calidad de vida. Esto también es digno de estudio. Podemos ser más eficientes, tenemos que ser muy cuidadosos con el dinero público, pero España lo está haciendo bien, en general. Los resultados en salud son muy buenos en proporción a la inversión. 

P. ¿Qué le pediría además a la industria?

R. Sería muy interesante que nos ayudaran a calcular los costes evitados por la innovación. Es cierto que nos asusta lo que supone, pero también evita mucho, como por ejemplo la hepatitis C. Además, quiero destacar que hasta llegar a fijar un precio razonable pasa un tiempo. Nosotros estamos aún con abonos de medicamentos de hepatitis C de 2017 y 2018.

P. ¿Cuál es su relación con los laboratorios?

La industria está muy demonizada, pero creo que hace un esfuerzo importante en innovación e investigación. Se tiene que entender todo. Pero también tenemos que ser responsables a la hora de fijar precios. Creo que se trabaja poco la idea de que los medicamentos curan. Creo que insistir en eso, que los medicamentos curan contribuiría a limpiar un poco la imagen de la industria. 

lineagris-494

Comentarios

Aún no hay comentarios, sé el primero en comentar!

avatar
wpDiscuz