Comparte esta noticia

El SNS paga 2,99 euros por receta dispensada, igual que hace 19 años

CARLOS ARGANDA  |    10.12.2019 - 13:07

La retribución media que recibe una farmacia por cada dispensación que realiza de medicamentos a cargo del Sistema Nacional de Salud se sitúa en el tercer trimestre de 2019 en 2,99 euros brutos. Esta cifra es similar a la registrada en el año 2000, cuando el margen por cada receta pública ascendió a 2,96 euros brutos. Y, aún así, el SNS se plantea recortar aún más esta retribución al aplicar un claw back sobre los descuentos que consiguen las farmacias por su gestión de compras.

Estos datos han sido obtenidos de un estudio elaborado por Diariofarma en el que se analiza la variación existente en el margen bruto de cada dispensación realizada por las farmacias de la red. Para ello se ha aplicado al gasto farmacéutico público el margen de la farmacia, 27,9% y se ha dividido entre el número de recetas dispensadas. La cifra de retribución bruta real de la farmacia sería bastante inferior a la obtenida ya que no se han tenido en cuenta aspectos como las deducciones del Real Decreto-ley 5/2000, los márgenes fijos a partir de un determinado PVL, ni otras variables que pudieran estar contempladas en los conciertos de algunas comunidades autónomas.

A la vista de los datos obtenidos, se puede afirmar que la farmacia recibe una retribución media por parte del Sistema Nacional de Salud (SNS) muy inferior a la que llegó a recibir en los años finales de la década anterior, previamente a la crisis. No obstante, ahora, cada establecimiento tiene que hacer frente a un número creciente de dispensaciones, por lo que requiere de más personal e inversiones en tecnología, con unos ingresos que ascienden mucho más lento.

Así, en los últimos 12 meses desde septiembre de 2019, la retribución media de cada dispensación se situó en 2,99 euros, solo un 1,3% más que lo que recibía cada farmacia por la misma acción en el año 2000. Se trata de un crecimiento que queda muy lejos del 54,4% que, según el Instituto Nacional de Estadística (INE) ha aumentado el Índice de Precios al Consumo (IPC) en este mismo periodo. Si la evolución del margen bruto de la farmacia por cada acto de dispensación hubiera seguido el mismo ritmo de crecimiento que el IPC, el margen de la farmacia por cada receta dispensada debería situarse en 4,63 euros.

Descuentos y ‘Claw back’

Siguiendo esta misma lógica, para mantener la calidad y los servicios que prestan las farmacias, así como la misma retribución, el margen bruto que deberían haber obtenido las farmacias en 2019 tendría que ascender a 4.431 millones de euros, lejos de los 2.870 millones reales obtenidos. Una diferencia de 1.561 millones de euros que se asemeja mucho a los 1.600 millones que según la Comisión Nacional de Mercados y Competencia (CNMC) podría estar recibiendo la farmacia en la actualidad. De este modo, podríamos decir que los descuentos que la farmacia obtiene de la industria suplen lo que debería haber pagado el SNS para mantener la red y no lo ha hecho. Es decir, que la industria farmacéutica ha colaborado en el mantenimiento de la red de farmacias en beneficio de la prestación farmacéutica pública, como ya indicó en un debate reciente el director de Relaciones Institucionales y Comunicación de Teva, Rafael Borrás. Una colaboración público-privada en toda regla.

Además, si se calcula el coste que tendría la farmacia para el SNS en caso de que el claw back se pusiera en marcha y alcanzara la cifra de 800 millones de euros, sería de solo 2.070 millones de euros, cifra similar a la que existió en 2001-2002, cuando se dispensaron un 40% menos recetas que en el último año. Además, con esta devolución de descuentos, el SNS pagaría a cada farmacia una media de solo 2,28 euros por receta dispensada.

Además, es relevante señalar que, con esa inversión, tal y como ha explicado en alguna ocasión el ex senador y ex secretario general de Sanidad del PSOE, José Martínez Olmos, se paga la red de 22.000 farmacias, los más de 70.000 empleados de las mismas, se dispone de un centro sanitario en cada rincón de la geografía nacional a menos de 250 metros para el 99,9% de la población y con disponibilidad de 24 horas.

En la actualidad, cada farmacia recibe de media 130.044 euros del SNS en concepto de la dispensación de las más de 43.000 recetas dispensadas por cada una de ellas. Si se aplicara el claw back, el coste bruto por farmacia para el Estado ascendería a solo 94.000 euros, cifra que a duras penas permitiría que la Administración contratara a los 2,4 farmacéuticos por farmacia que existen en la actualidad de promedio y al resto de profesionales que forman parte de sus plantillas, además de soportar el resto de gastos inherentes al negocio como es el local, los suministros y la gestión del stock de medicamentos.

 


Síguenos en redes sociales



lineagris-494

Comentarios

2 Comentarios on "El SNS paga 2,99 euros por receta dispensada, igual que hace 19 años"

avatar
ANTONIO GARRIDO MANTAS
ANTONIO GARRIDO MANTAS

Todo lo malo lo tiene que soportar la farmacia.No hay derecho.

Ángeles nebot rico
Ángeles nebot rico

Es absolutamente insoportable soportar la presión a la que nos someten , generará paronineludiblemente y acabaremos siendo farmacias de auto empleo puro y duro ! Parece que es lo único en que se puede ahorrará en España, nuestros políticos son impresentables

wpDiscuz