Comparte esta noticia

La FDA aprueba la primera CART frente a BCMA para el mieloma múltiple en recaída o refractario

DIARIOFARMA  |    05.04.2021 - 12:54

La Food and Drug Administration (FDA) ha autorizado idecabtagene vicleucel (ide-cel) como primera inmunoterapia de células T con receptor de antígeno quimérico dirigida al antígeno de maduración de linfocitos B (BCMA) para el tratamiento de pacientes adultos con mieloma múltiple en recaída o refractario tras cuatro o más líneas de tratamiento previas.

Las compañías Bristol Myers Squibb y Bluebird Bio, han realizado el anuncio de esta inmunoterapia celular personalizada. Como terapia celular CAR T anti-BCMA, idecabtagene vicleucel (ide-cel) reconoce y se une a BCMA, una proteína que se expresa de manera prácticamente universal en las células cancerosas del mieloma múltiple, provocando la muerte de las células que expresan BCMA.2

“Las terapias celulares CAR T han mostrado un transformador potencial  en el tratamiento de neoplasias hematológicas y, junto con Bluebird bio, estamos orgullosos de poder ofrecer la primera terapia celular CAR T para los pacientes indicados con mieloma múltiple en recaída o refractario ya tratados con tres grupos farmacológicos diferentes, dándoles así la oportunidad de alcanzar una respuesta duradera”, ha declarado el doctor Samit Hirawat, director médico de Bristol Myers Squibb. “Bristol Myers Squibb cuenta con dos terapias celulares CAR T aprobadas con distintas dianas, CD19 y BCMA. Siendo nuestra segunda terapia celular CAR T aprobada por la FDA”.

“Nuestro recorrido hasta la actual aprobación de ide-cel comenzó hace casi una década con la investigación de vanguardia de Bluebird Bio, y desde entonces ha venido impulsado por nuestra misión de ofrecer a los pacientes con mieloma múltiple una estrategia nueva para combatir esta enfermedad implacable. Este logro no habría sido posible sin todos los pacientes, cuidadores, investigadores y personal sanitario que han participado en nuestros ensayos clínicos, así como sin la extraordinaria colaboración de la FDA”, ha señalado Nick Leschly, director de Bluebird Bio. “Este anuncio supone un hito importante, al tratarse de nuestro primer tratamiento aprobado en oncología y nuestro primer tratamiento aprobado en Estados Unidos”.

A pesar de los avances terapeuticos, el mieloma múltiple sigue siendo una enfermedad incurable caracterizada por períodos de remisión y de recaída. La mayoría de los pacientes recae después de los tratamientos iniciales, y la profundidad y duración de la respuesta, así como la supervivencia disminuyen con cada tratamiento sucesivo. Los pacientes con mieloma múltiple en recaída o refractarios que ya han sido tratados con los tres grupos farmacológicos principales (exposición triple), que incluyen un fármaco inmunomodulador, un inhibidor del proteasoma y un anticuerpo anti-CD38, suelen conseguir malos resultados clínicos con muy bajas tasas de respuesta (del 20% al 30%), poca duración de la respuesta (de 2 a 4 meses) y escasa supervivencia.

“En el estudio KarMMa, ide-cel alcanzó respuestas rápidas en la mayoría de los pacientes, y estas respuestas profundas y duraderas se observaron en pacientes con mieloma múltiple refractario y ya tratados con tres grupos farmacológicos diferentes”, ha señalado el doctor Nikhil C. Munshi, director adjunto del The Jerome Lipper Multiple Myeloma Center en el Dana-Farber Cancer Institute de Boston, Massachusetts. “Como médico que trata a estos pacientes, suelo tener pacientes con mieloma múltiple en recaída que necesitan urgentemente tratamientos nuevos. Ahora, con la aprobación de ide-cel como primera terapia celular CAR T anti-BCMA, estamos encantados de poder ofrecer a los pacientes una opción de tratamiento nueva, personalizada y eficaz mediante una perfusión única”.

Ide-cel se fabricará para cada paciente individualmente utilizando las propias células T del paciente, en la planta puntera de fabricación de inmunoterapias celulares de Bristol Myers Squibb en Summit, Nueva Jersey. El vector lentiviral que se utiliza para diseñar las células CAR T fue desarrollado por bluebird bio. Los pacientes que reciben ide-cel, sus cuidadores y equipos médicos pueden acceder a información relevante, actualizaciones de la fabricación y a apoyo para pacientes y cuidadores a través de Cell Therapy 360, una plataforma digital puesta a su disposición para optimizar la experiencia del paciente y del médico en el tratamiento con ide-cel. Se ofrecerán también diversos programas y recursos para ayudar a atender las necesidades de los pacientes y sus cuidadores, y proporcionar un apoyo que permita el acceso a los tratamientos, incluido ide-cel. Debido a la naturaleza especializada de la administración de terapias celulares, ide-cel estará disponible en centros de tratamiento certificados en todo el país. Se implementará una estrategia de evaluación y mitigación de riesgos (REMS, por sus siglas en inglés) en centros certificados para respaldar el uso adecuado de ide-cel, que incluirá formación sobre el manejo del síndrome de liberación de citoquinas y de las toxicidades neurológicas.

La aprobación de ide-cel por parte de la FDA se basa en datos del ensayo pivotal fase II KarMMa con 127 pacientes con mieloma múltiple en recaída o refractario que habían recibido al menos tres líneas previas de tratamiento que incluían un fármaco inmunomodulador, un inhibidor del proteasoma y un anticuerpo anti-CD38. La población evaluable en cuanto a la eficacia la conforman 100 pacientes que recibieron ide-cel dentro del rango de dosis de 300 a 460 x 106 células T positivas para CAR T. De estos pacientes, el 88% recibió cuatro o más líneas de tratamiento previas y el 85% eran refractarios a tres grupos farmacológicos.1

En el estudio, la tasa de respuesta global, en cuanto a la eficacia fue del 72% y el 28% de los pacientes alcanzó una respuesta completa estricta, informan ambos laboratorios. Las respuestas fueron rápidas y duraderas, con una mediana de tiempo hasta la respuesta de 30 días y una mediana de duración de la respuesta de 11 meses para todos los pacientes que respondieron y de 19 meses para los que alcanzaron RCe. De los 28 pacientes que alcanzaron RCe, un porcentaje estimado del 65% tuvo una remisión que duró al menos 12 meses.

Los tipos más frecuentes de reacciones adversas no analíticas incluyeron SLC, infecciones, fatiga, dolor musculoesquelético, hipogammaglobulinemia, diarrea, infección del trato respiratorio superior, náuseas, infecciones víricas, encefalopatía, edema, pirexia, tos, cefalea y pérdida de apetito. Se observaron reacciones adversas graves en el 67% de los pacientes, siendo las más frecuentes (≥5%) el SLC (18%), deterioro general de la salud física (10%), neumonía (12%), infecciones (19%), infecciones víricas (9%), sepsis (7%) y neutropenia febril (6%). Las reacciones adversas no analíticas de grado 3 o 4 más frecuentes fueron neutropenia febril (16%) e infecciones (14%). Se dieron reacciones adversas mortales en el 6% de los pacientes.

 


Síguenos en redes sociales



lineagris-494

guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments