Comparte esta noticia

Farmamundi aporta más de 20 toneladas de material y fármacos a los programas humanitarios de la Aecid

Material sanitario de Farmamundi con destino a Brasil.

DIARIOFARMA  |    25.05.2021 - 15:47

La ONG Farmamundi ha provisto a la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (Aecid) de más de 20 toneladas de fármacos y equipamiento hospitalario para dar atención sanitaria de urgencia a la población más golpeada por la pandemia en Líbano, Bolivia, Brasil e India

 Solo en lo que va de 2021, Farmamundi ha suministrado 20.690 kilos de material sanitario y medicamentos para los programas humanitarios que la Aecid tiene en estos países, y así frenar el covid-19. En total, la carga ha sumado 1.249 cajas, unos 155 palets, con equipos de protección individual (EPI) como gafas, mascarillas FFP2 y quirúrgicas, guantes y pantallas de protección facial. Además, la ONG ha dotado también de estupefacientes, psicótropos y otros medicamentos, y enviado respiradores, concentradores de oxígeno y material fungible relacionado con estos equipos para combatir el virus.

 “En un contexto de pandemia donde todos los países han tratado de atender las necesidades de su población y, por ende, en un mercado colapsado, para Farmamundi ha sido un gran reto responder a las emergencias en tiempo y forma. Pero nuestra experiencia de más de 25 años en el suministro de medicamentos en contextos de crisis, nos ha permitido dar soporte a los programas de salud de muchos países y aportar nuestra profesionalidad para frenar la pandemia”, comenta el director de Farmamundi, Joan Peris, que añade: “Estos envíos son un ejemplo de la confianza que la AECID tiene en Farmamundi, y estamos muy orgullosos del trabajo que todo el equipo realiza cada día para contribuir con la mejora de la salud de las personas más golpeadas por esta crisis sanitaria”. 

A comienzo de 2021, el aumento descontrolado de casos en Bolivia y Líbano hizo movilizar en febrero 106 palets desde las instalaciones de Farmamundi en Valencia, con un ingente cargamento compuesto de EPI, así como concentradores de oxígeno y otros materiales sanitarios destinados a ambos países, respectivamente. Por su parte, en abril, Brasil cerraba su mes más letal hasta el momento, con 69.282 víctimas mortales, desencadenando la llamada de la AECID para proveer rápidamente de fármacos al país. “Ha sido el mayor envío de medicamentos realizado por Farmamundi hasta la fecha, destacando la complejidad que ha entrañado su preparación, debido principalmente al corto espacio de tiempo para conseguir las cantidades requeridas, y la compleja logística de la operación hasta destino, por los requisitos de conservación de temperatura de los medicamentos”, recuerda Peris. 

El último envío gestionado por la cooperación española ha sido el de India, en respuesta al llamamiento realizado por el país a través del Mecanismo Europeo de Protección Civil. Se enviaron casi cuatro toneladas de ayuda humanitaria entre respiradores, concentradores de oxígeno y material fungible como filtros y mascarillas. 

Ante la evolución de la pandemia en países como Perú y Costa Rica y la frágil situación de sus sistemas sanitarios, Farmamundi ya apoyó en 2020 dos grandes envíos solicitados por la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo. 

 En el mes de agosto, desde el área logística humanitaria se realizó un doble suministro con destino al Ministerio de Salud de Perú, que contenía por un lado medicamentos para el tratamiento del covid-19, y por otro,  equipos de protección individual (guantes, buzos, batas, calzas, gafas, viseras de protección facial, mascarillas quirúrgicas y FFP2). También suministros de material de diagnóstico,  como test rápidos, termómetros y pulsioxímetros,  así como  respiradores/concentradores de oxígeno, aspiradores de secreciones y respiradores pulmonares portátiles. Entre los medicamentos enviados había analgésicos y antimaláricos, que se usaron para el tratamiento de los síntomas de la enfermedad, así como corticoides, anestésicos, antibióticos y relajantes musculares.

Por su parte, en Costa Rica,  la Comisión Nacional de Prevención del Riesgo y Atención de Emergencias recibió en diciembre un cargamento con material  EPI, concretamente buzos, batas y gorros desechables, para frenar la pandemia mediante la protección del personal sanitario en hospitales y centros de salud del país.

 


Síguenos en redes sociales



lineagris-494

guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments