Comparte esta noticia

Andalucía impulsará seis estrategias de salud pública este año

Imagen de la reunión para abordar los planes de salud.

DIARIOFARMA  |    09.02.2022 - 14:04

La implementación de la Estrategia contra el Cáncer, así como las mejoras de la atención a los eventos cardiovasculares, son algunos de los retos en materia estrategias y planes integrales que la Consejería de Salud y Familias andaluza quiere completar este año.

Los objetivos se han dado a conocer este miércoles en una reunión de trabajo con las direcciones de las estrategias y planes integrales de salud que dependen de la Dirección General de Salud Pública y Ordenación Farmacéutica. A través de esta entidad se abordan los planes claves para abordar las patologías más prevalentes y relevantes o que suponen una especial carga sociofamiliar en Andalucía, como el cáncer, las cardiopatías, la diabetes, el VIH-Sida, la hepatitis, las enfermedades  relacionadas  con la accidentabilidad y el tabaquismo, entre otros.

La Estrategia de Cáncer en Andalucía, presentada en 2021, contempla cinco líneas de intervención esenciales: prevención, promoción y diagnóstico precoz; asistencia a adultos; asistencia infantil y adolescente; humanización de la atención sanitaria al paciente oncológico y cuidados paliativos; y epidemiología, sistema de información y documentación. Para 2022, está previsto el diseño del cuadro de mandos de seguimiento de esta estrategia, una herramienta clave para evaluar los objetivos de la misma.

En 2021, desde el Plan Integral de Cardiopatías, se implantó el Código Infarto Andalucía (Codinfa), programa multidisciplinar de atención al Infarto agudo de miocardio que abarca desde la atención emergente por el 061 hasta el seguimiento en Atención Primaria en todas las provincias. Andalucía cuenta con 22 Unidades de Rehabilitación Cardíaca, siendo una de las tres comunidades autónomas del país con una mayor dotación. En 2022 está prevista la creación de una Red Andaluza de Rehabilitación Cardíaca y prevención secundaria en Andalucía y de una Red Andaluza de atención a la Insuficiencia Cardíaca. También para este año se pretende la actualización del proceso asistencial de fibrilación auricular, en colaboración con el Plan de Ictus, y el desarrollo de la Estrategia Nacional de Salud Cardiovascular.

Desde el Plan Integral de Diabetes, en 2021 se han implantado casi 20.000 dispositivos de Monitorización Flash de Glucosa en Andalucía, para todos los pacientes con Diabetes Mellitus tipo 1 en los que está autorizada y sistemas específicos de monitorización para menores de 4 años, comenzando también de forma paralela la implantación de estos dispositivos flash en personas con otras formas de diabetes insulinodependientes que reciben terapia insulicia intensiva. También se ha puesto en marcha de forma progresiva un Programa de Detección Precoz de la Retinopatía Diabética (PDPRD) basado en la retinografía digital, para realizar la detección y tratamiento precoces en todas las personas con diabetes sin retinopatía diabética conocida. Así se ha diagnosticado retinopatía diabética en el 9% de la población incluida (45.508 personas). De ellas, 2.500 presentaban una retinopatía diabética.

Para 2022 se ha propuesto la implantación efectiva y el análisis de resultados de la Red para la Prevención y Atención al Pie diabético en Andalucía (RePAP), para asegurar la atención integral, individualizada y de calidad a las necesidades específicas de la persona con pie de alto riesgo y pie diabético y su familia.

En 2021, desde el Plan Andaluz frente al VIH/Sida y otras ITS, se consolidó la Estrategia FOCUS para el diagnóstico precoz del VIH y la eliminación de la hepatitis C, se emprendió el proyecto VIHSUALIZA, un análisis realizado para conocer en profundidad el manejo de la patología VIH en Andalucía que incluye recomendaciones acerca de los retos, oportunidades y necesidades, y la Estrategia VIH en Urgencias, dirigida a mejorar el diagnóstico precoz en urgencias, la implementación de la PrPREP en toda la comunidad andaluza, actuación de salud pública basada en el uso de fármacos antirretrovirales para prevenir la infección por VIH en personas no infectadas, que está actualmente implantándose en todas las consultas de VIH de los hospitales andaluces.

La Consejería  adquirió 4 millones de unidades de materiales diversos dirigidos a la prevención del VIH y de otras Infecciones de Transmisión Sexual (ITS), destinados a jóvenes  y a población vulnerable a las ITS, y en 2021 se puso en marcha el Programa de diagnóstico precoz en ámbito comunitario, en coordinación con 49 entidades sociales que trabajan en el ámbito del VIH en la comunidad autónoma.

El Plan Estratégico Andaluz para el Abordaje de las Hepatitis (PEAHEP) comenzó su elaboración en 2021, con la constitución de un Comité Director, un Comité Coordinador y 3 grupos multidisciplinares integrados por profesionales sanitarios referentes en Andalucía. En 2022 está prevista la publicación del documento de eliminación de hepatitis C y el desarrollo de las restantes  lineas de trabajo.

Respecto al Plan Integral de Aciidentabilidad, en 2021 se han realizado 400 actividades de la ‘Campaña Te Puede Pasar’, en la que han participado 16.586 jovenes (8.485 chicos y 8.101 chicas) de 10 a 14 años. También se ha realizado asesoramiento del Comité Autonómico de Trauma Grave de Andalucía y se ha mejorado la coordinación de los distintos niveles asistenciales y centros asistenciales y del 061 en la atención al Trauma Grave. Para 2022 está prevista la finalización del nuevo Plan Integral de Atención a la Accidentabilidad, así como la realización de 200 actividades de la campaña “Te puede pasar” durante el primer semestre de este año, alcanzando a más de 8.000 jóvenes en Andalucía.

Por último, en el caso del tabaquismo, que es la principal causa de mortalidad y morbilidad evitables en la sociedad andaluza. Por ello, el Plan Integral de Tabaquismo en Andalucía (PITA) tiene como principal objetivo mejorar la calidad de vida de la población andaluza reduciendo los efectos dañinos relacionados con el tabaco y los dispositivos susceptibles de liberar nicotina, con especial  atención a las desigualdades sociales y las diferencias de género. Para ello se centra en líneas estratégicas como la disminución de la prevalencia del tabaquismo y del consumo de productos relacionados, la prevención del tabaquismo y promoción de la salud y el fomento de los espacios libres de humo.

La puesta en marcha de la financiación del tratamiento farmacológico para dejar de fumar en los supuestos contemplados, iniciada en enero de 2020, constituye un hito importante en aras a la disminución de la prevalencia del tabaquismo. Para ello se ha implementado un sistema informático y humano de evaluación, prescripción y seguimiento pionero que promueve los más altos estándares de calidad en la atención a la persona fumadora que quiere dejar de serlo.

 


Síguenos en redes sociales



lineagris-494

guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments